Consorcio internacional investigará células madres

PARIS (AFP) - Un consorcio internacional de investigación sobre las células madres de sangre de cordón umbilical y adultas, Novussanguis, fue puesto en marcha el miércoles en París por la Universidad de Newcastle y la Fundación Jérôme Lejeune.

Con más de 130 millones de nacimientos al año en todo el mundo, la sangre de cordón constituye potencialmente una fuente importante de células madre, sin implicar además la polémica que suscita el uso de células madre de embriones.

Esa sangre se recoge tras el nacimiento del cordón umbilical que une a bebé y madre, sin peligro para ninguno de ellos.

Actualmente las células madre adultas y de sangre de cordón se usan para tratar enfermedades del sistema sanguíneo (leucemias) o inmunitario. Constituyen una alternativa interesante a los trasplantes de médula ósea.

El objetivo del consorcio Novussanguis es desarrollar la investigación "en medicina regenerativa", "un campo emergente que consiste en reparar órganos o tejidos dañados por accidentes o enfermedades usando células madre", explicó a la prensa Colin McGuckin, director del Centro de Investigación sobre la sangre de cordón de la Universidad de Newcastle.

Compuesto por una red de laboratorios esencialmente europeos, Novussanguis ya cuenta con ocho proyectos financiados con tres millones de euros.

Entre esos proyectos está uno sobre la regeneración del tejido de la córnea, en colaboración con la universidad de Arizona (Estados Unidos). También hay otro sobre los tejidos dañados por infartos, en colaboración con el Instituto de Investigación en Hematología y Trasplantes de Mulhouse (Francia).

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes