Descubren restos de marsupiales extintos

SYDNEY ( AP). Un grupo de científicos descubrió una cueva con fósiles de marsupiales prehistóricos de 15 millones de años en el interior australiano, un hallazgo que revela semejanzas sorprendentes entre esas criaturas y los canguros y koalas actuales.

Los investigadores desenterraron un tesoro de fósiles muy bien preservados, incluso 26 cráneos de un marsupial extinto parecido al uombat (osezno australiano) denominado Nimbadon lavarackorum, una criatura del tamaño de una oveja con enormes garras. El descubrimiento se publica esta semana en el Journal of Vertebrate Paleontology.

" Nos ha despertado gran entusiasmo", dijo el paleontólogo Mike Archer de la Universidad de Nueva Gales del Sur, coautor del informe. " Nos ha abierto una ventana al pasado australiano del que no teníamos ni un atisbo. Arroja nueva luz sobre uno de los animales más extraños que uno pueda concebir".

Los investigadores han excavado en el lugar, en el yacimiento de fósiles de Riversleigh en el noroeste de Queensland, desde 1990 y descubrieron los primeros cráneos del Nimbadon en 1993. Los científicos se asombraron de ver lo bien preservados que estaban los fósiles y también de su cantidad.

El descubrimiento sugiere que los animales se movilizaban en manadas al igual que los canguros actuales, dijo la paleontóloga Karen Black, que dirigió el equipo de investigación.

Es un misterio cómo los animales terminaron todos allí. Una teoría es que cayeron accidentalmente en la cueva por una abertura oculta por la vegetación y murieron en la caída o quedaron atrapados.

Los cráneos incluyen cachorros todavía dentro de la bolsa ventral de las madres, lo que permite estudiar cómo se desarrollaban. Los cráneos revelan que los huesos frontales de la cara se desarrollaban muy rápidamente, lo que habría permitido a los cachorros succionar leche materna desde temprana edad.

Los estudios sugieren que los cachorros se desarrollaban de manera muy similar a la de los canguros actuales, probablemente nacidos tras una gestación de un mes para luego reptar hasta la bolsa para completar su desarrollo, dijo Black.

El Nimbadon también podría tener algo en común con otro marsupial. Los fósiles revelaron que las criaturas tenían grandes garras que podrían haber usado para trepar a los árboles, tal como lo hacen los koalas, dijo Black.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes