Escombros espaciales orbitarán la Tierra por 10 mil años

MOSCU (AP). Los escombros que dejó esta semana una colisión de satélites en el espacio podrían orbitar la tierra durante 10,000 años, amenazando a muchos otros satélites en un área ya atestada, dijo hoy viernes el jefe de control de misión.

Vladimir Solovyov dijo que la colisión entre un satélite militar ruso abandonado y un satélite comercial estadounidense en operación se produjo a 800 kilómetros (500 millas) de altura en la parte más atestada en el espacio cercano.

"Los 800 kilómetros son una órbita muy popular empleada por satélites de rastreo terrestre y comunicaciones", dijo Solovyov a la prensa. "La nube de escombros implica un serio peligro para ellos".

Soloyov agregó que aun fragmentos diminutos podrían representar una amenaza grave para naves espaciales construidas con aleaciones ligeras debido a la enorme velocidad con que viajan.

La mayoría de los fragmentos están concentrados cerca de la órbita de la colisión, pero el mayor general Alexander Yakushin, titular de las fuerzas espaciales militares rusas, dijo que algunos escombros fueron despedidos a otras órbitas, que van de 500 a 1,300 kilómetros (300 a 800 millas) sobre la Tierra.

Los militares estadounidenses rastrean 18,000 objetos en órbita, pero nadie tiene idea todavía acerca de cuántos fragmentos causó la colisión ni su tamaño. Los expertos dicen que debe de haber creado cientos, quizás miles, si se incluyen los diminutos.

Mientras tanto, no existe un sistema de control de tráfico aéreo que rastree la posición de todos los satélites. Los militares estadounidenses sólo vigilan determinadas amenazas en el espacio porque carece de los recursos como para hacerlo todo, dijo la mayor Regina Winchester, vocera del Comando Estratégico Estadounidense, que supervisa la Red de Vigilancia Espacial de los militares.

"Con la cantidad de naves espaciales y escombros en órbita, la probabilidad de colisiones aumenta más rápidamente", advirtió John Higginbotham, director ejecutivo de Integral Systems Inc., una compañía con sede en Lanham, Maryland, que suministra sistemas de apoyo terrestre para los satélites.

La del martes fue la primera colisión a altas velocidades entre dos objetos espaciales intactos, dijeron funcionarios de la NASA. La nave Iridium pesaba 560 kilogramos (1.235 libras) y la rusa casi una tonelada.

Tanto la NASA como la agencia rusa Roscosmos dijeron que había pocos riesgos para la estación espacial internacional en órbita y sus tres tripulantes. La estación orbita a 370 kilómetros (230 millas) sobre la superficie terrestre, muy por debajo del punto de colisión.

El vocero del control de misión de Rusia, Valery Lyndin, dijo que la órbita de la estación ha sido ajustada en el pasado para eludir escombros, y funcionarios espaciales rusos y estadounidenses colaboran para efectuar dichas maniobras.

Hoy viernes, una nave rusa de carga no tripulada se acopló normalmente a la estación espacial con suministros para sus tripulantes.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes