Fabrican vasos sanguíneos con las células de los pacientes

LONDRES ( AP). Un grupo de científicos creó vasos sanguíneos con las células de pacientes de insuficiencia hepática, lo que hizo más fácil y seguro su uso de dializadores.

Según algunos expertos, los resultados sugieren que los médicos podrían llegar a ser capaces de producir a medida vasos sanguíneos para pacientes con problemas circulatorios en el corazón o las piernas. Todd McAllister, de Cytograft Tissue Engineering en California, y colegas implantaron vasos sanguíneos de probeta en diez pacientes con enfermedades hepáticas avanzadas en Argentina y Polonia del 2004 al 2007.

Los resultados preliminares para estos pacientes fueron anunciados en el 2005. En el 2007, los científicos publicaron conclusiones preliminares para otros cuatro pacientes en la New England Journal of Medicine.

En el reciente estudio, publicado hoy viernes en la revista médica Lancet, los científicos informaron sobre los nuevos vasos sanguíneos en esos mismos pacientes y otros cuatro.

Los pacientes sometidos a diálisis necesitan un conducto para conectarlos a las máquinas de diálisis o dializadoras. Pueden ser elaborados con sus propios vasos. Pero como la diálisis se efectúa regularmente, los pacientes con problemas hepáticos a menudo se quedan sin vasos sanos y necesitan uno artificial, que es proclive a la infección e inflamación.

En el estudio, los médicos extrajeron una pequeña muestra de piel de los pacientes. En el laboratorio se logró que los cultivos de esas células produjeran proteínas como elastina y colágeno. De éstas, los científicos elaboraron franjas de tejido que fueron enrolladas para crear vasos sanguíneos de 15 a 20 centímetros (6 a 8 pulgadas) de largo.

Los vasos se completaron entre 6 y 9 meses. Todos fueron conectados en los antebrazos de los pacientes a fin de conectarlos a las dializadoras.

Los vasos fallaron en tres de los pacientes, lo que no sorprendió a los expertos con pacientes tan graves. Otro se retiró del estudio y otro más murió de otras causas. En los cinco pacientes restantes, los vasos funcionaron por lo menos de 6 a 20 meses después de su implantación. Posteriormente, estos pacientes necesitaron menos intervenciones, incluyendo cirugía, para mantener los vasos que los pacientes regulares de diálisis.

McAllister dijo que él y sus colegas planean probar el mismo recurso en pacientes con problemas en el corazón y las piernas. "Básicamente es una pieza de plomería para desviar bloqueos", ejemplificó.

El estudio fue financiado por Cytograft Tissue Engineering.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes