Latinos en EU usan menos terapias alternas que blancos

LOS ANGELES (AP). Los latinos en Estados Unidos usaron el año pasado menos tratamientos naturales que los blancos, de acuerdo con el estudio de una organización especializada.

El 23,7% de los hispanos encuestados por el Centro Nacional de Medicina Natural y Suplementaria (NCAM, por su siglas en inglés) dijo haber usado algún tipo de tratamiento alternativo, en comparación al 38,3% de adultos blancos, indica el estudio.

Del total de los latinos, el grupo que usó más los tratamientos naturales fue el puertorriqueño (29,7%), seguido por los dominicanos (28,2%), los estadounidenses de ascendencia mexicana (27,4%), los centro o sudamericanos (23,4%), los cubanos o cubanoestadounidenses (22,9%), y los mexicanos (18,2%), señaló el estudio revelado esta semana.

Al igual que la población en general, agrega el reporte, la mayoría de los hispanos prefirió las terapias a base de biología (11,8%), como productos naturales y dietas, y físico-espirituales (10,6%), como yoga, hipnosis, meditación y respiración.

El 6,7% de los latinos usó terapias corporales como masaje y quiropráctica, mientras que un 3% recurrió a medicamentos alternativos como acupuntura, homeopatía y curanderos, añade el informe.

"Esta estadística confirma que las prácticas de medicina natural y suplementaria son un componente frecuentemente usado en los tratamientos de cuidado de salud de los estadounidenses, y refuerza la necesidad de investigaciones rigurosas para analizar la seguridad y efectividad de estas terapias", dijo en un comunicado la doctora Josephine P. Briggs, directora de NCCAM.

"También muestra la necesidad de que los proveedores de salud y los pacientes hablen abiertamente sobre el uso de tratamientos de medicina natural y suplementaria para asegurar un cuidado coordinado y seguro", agregó.

En la población general, la mayoría de los usuarios de tratamientos alternativos fueron mujeres (42,8%), seguidos por un 33,5% de hombres.

El informe también indica que mientras más educados o más ingresos tienen las personas, tienden más a usar tratamientos alternativos.

El estudio fue realizado el año pasado como parte de un sondeo nacional de más de 23,300 estadounidenses y más de 9,400 adultos que respondieron por las visitas médicas efectuadas por niños.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes