Mayoría de los que fueron bebés de probeta ahora son sanos

SAN DIEGO ( AP). Unos 30 años después que el mundo recibió al primer bebé " de probeta" con una mezcla de asombro, júbilo y temor, los investigadores dicen que hay escasas diferencias médicas entre estos niños y los concebidos de manera tradicional.

Más de 3 millones de niños han nacido en el mundo como resultado de la llamada tecnología reproductiva asistida.

Alrededor del 4% de los nacimientos vivos se producen por inyección de esperma en el óvulo fuera del cuerpo humano, dijeron científicos el domingo en la reunión anual de la Asociación Estadounidense para el Fomento de la Ciencia.

La mayoría de los niños nacidos por reproducción asistida son sanos y normales, dijeron los investigadores, aunque admitieron que presentan un riesgo algo mayor de defectos congénitos y peso bajo al nacer, asociado con obesidad, hipertensión y diabetes tipo 2 más adelante en la vida.

Carmen Sapienza, genetista de la Facultad de Medicina de la Universidad Temple, dijo que se hallaron entre 5 y 10% de diferencias en cromosomas entre los niños nacidos por reproducción asistida y los demás.

No está claro si estas diferencias son producto de la técnica de concepción o de otros factores, tal vez los mismos que provocaron la infertilidad de la propia pareja que buscó el método para poder tener descendencia.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes