Oso polar en Berlín tendría que mudarse

BERLIN (AP). Knut, el oso polar que se constituyó en la máxima atracción del zoológico de Berlín, cumple dos años el viernes y no se parece en nada al montoncito de algodón que conquistó el corazón del público.

Knut ya es un oso hecho y derecho que, con 200 kilogramos (440 libras) de peso, ha crecido demasiado para su reducto. Sus admiradores están haciendo campaña para que se quede en el zoológico, pero las autoridades dicen que tendrán que mudarlo si no construyen una nueva jaula para el animal, lo que parece prácticamente imposible por falta de espacio.

Knut vive en una pequeña sección donde habitan sus padres, Tosca y Lars, y dos hembras de mayor edad. El cuidador Heiner Kloes explicó que Knut, que pronto alcanzará la madurez sexual, necesita urgentemente más espacio para compartir con una hembra fértil.

Las dos hembras disponibles tendrán demasiada edad como para tener cría para el momento en que Knut esté listo para la reproducción.

Los expertos calculan que hay de 20,000 a 25,000 osos polares silvestres, según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, y se le considera una especie amenazada, según la Ley de Especies en Peligro de Estados Unidos. Canadá y Rusia consideran que los osos polares son una especie por cuyo destino hay que preocuparse, debido a la reducción paulatina de su hábitat.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes