Secuenciar el genoma humano por el precio de un coche

PARIS ( AFP). Secuenciar el genoma humano costará cinco veces menos, para situarse por debajo de los 50,000 dólares, gracias a una nueva técnica desarrollada por la universidad estadounidense de Stanford, que publica sus resultados hoy lunes en la revista Nature Biotechnology.

Desde que en 2001 el genoma humano se secuenciara en un proyecto que costó casi 3,000 millones de dólares, su coste no ha dejado de bajar. El año pasado costaba 250,000 dólares.

" Una tarea que antes costaba tanto como un Boeing 747 y que pedía un equipo de gente que habría llenado el avión, ahora no cuesta más que el precio medio de un coche de alta gama" y no requiere más dos personas, se felicita en un comunicado el Centro Médico de la Universidad de Stanford.

" Esta etapa debería permitir importantes aplicaciones de secuencia del genoma para muchos campos de la genética y de la salud humana", explican los autores del estudio, Stephen Quake, Dmitry Pushkarev y Norma Neff.

La técnica que utilizaron se basa en la secuenciación de una sola molécula de ADN, contra varios miles de copias de ADN por persona u organismo vivo que utilizaban los métodos más antiguos.

Los casi tres mil millones de pares de bases del ADN de la molécula son recortados en millones de cintas de 30 bases y metidas en un recipiente especialmente tratado.

Las cintas son entonces " etiquetadas", cada una con una de las letras A,C,G,T que componen el ADN con la ayuda de una agente reactivo fluorescente, antes de ser leídos por una máquina.

El código genético se recompone al final con la ayuda de potentes ordenadores, que comparan cada secuencia a un modelo de referencia, como en un puzzle que exige recurrir frecuentemente a la imagen completa que hay en la caja.

El genoma resultante está completo al " 95%", un nivel comparable al obtenido por los métodos más costosos, anuncian los investigadores.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes