Terapias inmunológicas logran avances contra el cáncer

ORLANDO, Florida (AP). El cáncer ha sido atacado de varias maneras a través del tiempo. Inicialmente se recurrió a la cirugía, después a la quimioterapia y a la radiación.

Ahora los médicos han superado 30 años de falsas esperanzas y han hallado una cuarta vía para combatir al terrible mal, mediante el refuerzo de la defensa natural del cuerpo humano: el sistema inmunológico.

Al enfoque se le llama vacuna contra el cáncer, aunque trata el mal más que prevenirlo.

En una conferencia sobre cáncer realizada ayer domingo, los investigadores dijeron que ese tipo de vacuna impidió durante más de un año que un tipo común de linfoma se agravara. Ese logro constituye un gran avance en este campo, donde el progreso suele ser mínimo y a menudo el éxito de un nuevo tratamiento se mide en semanas e incluso días.

Las vacunas experimentales dieron resultados en otros tres tipos de cáncer _de próstata, el de piel conocido como melanoma, y el neuroblastoma, un tipo de tumor neurológico que a menudo afecta los niños_ después de varias décadas de esfuerzos en el laboratorio,

"No sé qué fue lo que se hizo que fuese distinto para lograr este éxito", destacó el doctor Len Lichtenfeld de la Sociedad Oncológica Estadounidense.

Es demasiado pronto para declarar victoria. Nadie sabe cuánto durarán los beneficios, si los pacientes necesitarán "refuerzos" para mantener a raya a la enfermedad, o si las vacunas serán la curación esperada.

Los investigadores le suministraron a 41 pacientes la proteína de conchas marinas y un refuerzo inmunológico. Otros pacientes recibieron eso mismo además de la vacuna. Después de cinco años de observación, el tiempo promedio hasta que el cáncer se agravó fue de 44 meses en el grupo que recibía las vacunas y 30 meses en los otros casos.

Hilde Stapleton, de 53 años, de Houston, es una de las pacientes beneficiadas por el tratamiento. Sin embargo descubrió lo que muchos otros pacientes hallaron, que la vacuna tiene pocos efectos secundarios pero los refuerzos al sistema inmunológico dieron como resultado algo parecido "al peor caso de gripe que hubiesen sufrido", agregó.

La vacuna de cáncer de próstata, Provenge, ha llegado más lejos. Su fabricante, la firma Dendreon Corp., de Seattle, ha solicitado autorización a la Agencia de Alimentos y Medicinas (FDA en inglés) para venderla. Un estudio realizado el mes pasado halló que extendió en cuatro meses la vida de hombres con casos de cáncer muy avanzado.

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes