Buenas noticias en terreno de la obesidad infantil

DALLAS (AP). Menos de un 1% de los adolescentes estadounidenses necesitarían usar medicamentos para combatir el colesterol, según un estudio nuevo que ofrece noticias tranquilizantes en el frente de la obesidad infantil.

El año pasado, la Academia de Pediatría de Estados Unidos divulgó nuevas pautas que causaron preocupación.

Se pedía a los médicos que analizaran la posibilidad de dar fármacos para combatir el colesterol a gran cantidad de niños, inclusive de ocho años de edad, si tenían altos niveles de "colesterol malo" o LDL, además de otros problemas como obesidad y presión sanguínea alta.

Sin embargo, la academia no indicó cuantos niños podrían ingresar en esa categoría.

Ahora, un nuevo estudio publicado en internet en la revista Circulation, de la Asociación Cardiológica de Estados Unidos, ayuda a disipar los temores de que "muchos, muchos" niños necesitarían medicinas para combatir el colesterol, dijo el doctor Stephen Daniels, quien dirigió a una serie de autores en la creación de pautas para la academia de pediatría.

"Existía la preocupación de que, a raíz de un aumento en los niveles de obesidad, eso conduciría a niveles cada vez más altos de colesterol, pero al parecer (los niveles) no parecen aumentar", señaló Daniels.

Para el nuevo estudio, los investigadores analizaron datos de unos 10,000 niños que participaron en una encuesta nacional de salud patrocinada por el gobierno federal entre 1999 y 2006. De esos, unos 2,700 en el grupo de entre 12 y 17 años de edad tenían niveles moderados de LDL y entre un 5% y un 7% de esos menores tenían LDL muy elevado.

Luego, los investigadores analizaron esas cifras con las pautas de la academia de pediatría y evaluaron otros factores que deberían ser tomados en cuenta al recomendar remedios. Apenas un 0,8% se ajustaron a las pautas de aquellos que necesitarían drogas que bajan el nivel del colesterol.

El presunto propósito sería evitar futuros problemas de salud. Con base en los datos de unos 25 millones de estadounidenses en ese grupo etario, el hallazgo señaló que apenas 200,000 menores necesitarían ingerir medicamentos para bajar los niveles de colesterol.

"Creo que eso ofrece cierta perspectiva sobre el tema", dijo el líder del estudio, el doctor Earl Ford, funcionario del Servicio de Salud Pública de Estados Unidos.

Según Ford, "muchas personas pensaron que gran cantidad de niños deberían ingerir medicamentos durante largos períodos de tiempo". El estudio señala que un porcentaje escaso de niños sería afectado.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes