Científicos lanzan llamado por peligros del teléfono móvil

PARIS (AFP). Un grupo de 20 científicos internacionales lanzaron, en un diario francés, un llamado contra los peligros del teléfono móvil, en particular para los niños menores de 12 años.

El llamado, publicado por el Journal du Dimanche y coordinado por David Servan-Schreiber, profesor de psiquiatría de la universidad de Pittsburgh y conocido por su libro "Guérir" (Sanar), publicado en Francia en 2003, enumera diez recomendaciones principales.

Entre ellas, según los firmantes, no hay que autorizar que niños de menos de 12 años usen el teléfono portable, salvo en casos de urgencia, pues aún no se conoce del todo el peligro que implican los campos electromagnéticos.

Además, hay que mantener el teléfono a más de un metro del cuerpo cuando comunica, usando el modo altoparlante o el "kit" manos libres, y, más radicalmente, hay que evitar al máximo llevar el aparato consigo.

Los científicos recomiendan también usar los SMS, los mensajes texto, antes que las llamadas directas, pues los SMS limitan la duración de la exposición.

Según el diario, "los científicos están de acuerdo en dos cosas: no hay pruebas formales de la nocividad de los móviles, pero existe el riesgo de que favorezca la aparición de cánceres en caso de exposición prolongada".

"Estamos en la misma situación de hace 50 años frente al asbesto y al tabaco, y debemos escoger entre no hacer nada, aceptando el riesgo que ello implica, o asumimos que hay un abanico de argumentos científicos preocupantes", señala Thierry Bouillet, cancerólogo del Hospital Avicenne, en París.

Entre los firmantes principales figuran el doctor Bernard Asselain, jefe del servicio de bioestadísticas del cáncer en el Instituto Curie, el profesor Franco Berrino, director del departamento de medicina preventiva y predictiva del Instituto Nacional del Cáncer de Milán, el doctor Thierry Bouillet, cancerólogo y director del Instituto de Radioterapia del Hospital Bobigny, el ingeniero Jacques Marilleau, físico que trabajó en el Comisariado de la Energía Atómica francés y en el Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) francés, o Joel de Rosnay, doctor en ciencias.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes