Investigan incendio en techos de Grand Cherokee

DETROIT, Michigan, EEUU (AP). Las autoridades reguladoras de seguridad vehicular de Estados Unidos investigan las quejas sobre incendios en los techos de los modelos de camionetas deportivas Grand Cherokee, de Jeep, del 2012.

La investigación, que fue anunciada el viernes por la Agencia Nacional de Seguridad del Tráfico en las Autopistas (NHTSA, por sus siglas en inglés), abarca a 146.000 vehículos del popular modelo deportivo.

Tres compradores se quejaron ante las autoridades federales de que sus techos se incendiaron en la parte cercana al visor de sol del lado del pasajero mientras estaban conduciendo, al comenzar con un olor a quemado, luego humo y seguido por llamas. En los tres casos, las personas habían abierto las ventanas para despejar el humo, pero eso acrecentó la intensidad del fuego, dijo la agencia en documentos publicados en internet.

En los tres casos, el incendio continuó después que los vehículos fueron apagados y las llamas tuvieron que ser sofocadas con extinguidores de incendio o por los bomberos. Las llamas provocaron que el vidrio del techo se rompiera en un caso, mientras que en otro, el visor de sol ardiente cayó sobre el sitio del pasajero y las llamas se propagaron, indicó la NHTSA. La agencia no informó de heridos.

Después que los incendios fueron apagados, los tres vehículos deportivos tuvieron que ser trasladados al taller de la firma del vehículo para que hiciera reparaciones.

Los investigadores decidirán si el problema es lo suficientemente grave como para llevar a retirar los vehículos del mercado.

En el caso de uno los reclamos, un cliente le dijo a la NHTSA que empezó a oler a humo mientras conducía su Grand Cherokee.

El conductor abrió las ventanas, luego vio el humo blanco sobre el lado derecho del vehículo.

"Entonces el visor del pasajero comenzó a derretirse desde el techo", dijo el cliente. A continuación fue seguido de un incendio en el hueco cerca del lugar donde estaba conectado el visor.

"Las llamas cayeron sobre el asiento del pasajero y llamé al 911 y me detuve", agregó.

El cliente relató que dos hombres usaron un extinguidor de incendio para apagar las llamas, según el reporte.

Chrysler afirmó que sus ingenieros trabajaban con el gobierno para hallar la causa. La empresa dijo que no se ha tomado determinación alguna sobre el caso y que la investigación aún se halla en etapas iniciales. "El incendio de un vehículo es un hecho complejo. Determinar si algunos de los dos incendios tienen el mismo origen es una análisis complicado", dijo Chrysler en un comunicado.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes