Pareja de EU produce balón sumamente durable de fútbol

OAKLAND, California, EU ( AP). Tim Jahnigen todavía tiene el recuerdo nítido en su mente: En un documental, un grupo de refugiados en Darfur jugaba fútbol con una pelota hecha de trapos viejos y con otros desperdicios.

Aquella escena pudo haber provenido de muchas otras naciones pobres del mundo. Jahnigen ideó entonces la posibilidad de producir un balón que resultara sumamente durable bajo cualquier condición.

" Hace cuatro o cinco años vi aquel documental y me causó una respuesta muy emotiva", dijo Jahnigen. " Odio ver que los niños sufran. De pronto, cuando vi a aquellos chicos pateando balones hechos de trapo, latas o cajas, me sentí como alcanzado por un rayo".

Y entonces comenzó el One World Futbol Project.

Jahnigen concentró su mente en la invención de un balón que no se desgastara y que resultara el más durable entre cualquier otro que hubiera para jugar fútbol, hecho de hule-espuma estrechamente comprimido y de un material similar al utilizado en las sandalias Crocs, tan populares en las zapaterías.

No se deformaría ni necesitaría inflarse, y seguiría sirviendo aún si se pinchaba _Jahnigen lo sabe porque tomó un cuchillo para clavárselo a la pelota durante una prueba de durabilidad_. El balón soportó los ensayos y sobreviviría también a los ambientes rudos.

No se necesitan bombas ni válvulas para inflarlos. Si el balón se aprieta con fuerza, será posible escuchar el aire que escapa, sólo antes de que la pelota se infle de nuevo, por sí sola.

Las rocas puntiagudas, los alambres de púas, el calor extremo o el frío tampoco afectan el balón. Está diseñado para jugar en terrenos de grava o concreto.

El lunes, en el zoológico de Johanesburgo, el balón fue arrojado a la jaula de un león. El felino jugó hasta agotarse, algo que los funcionarios del zoológico nunca habían visto, tomando en cuenta que un balón común hubiera durado sólo minutos.

Aunque al balón le quedaron unas cuantas marcas de los colmillos del león, quedó por lo demás intacto.

"Tan sólo con esa prueba, puedo decir que es el balón más durable del mundo", dijo Jahnigen.

El proyecto se lanzará formalmente este jueves, en la página http://www.oneworldfutbol.com/, justo a tiempo para los últimos días del Mundial de Sudáfrica. La final se disputa el domingo en el Soccer City de Johanesburgo.

" La atención del planeta está ahora en el fútbol, con el Mundial", dijo Lisa Tarver, esposa de Jahniger y cofundadora del proyecto. " Hubo momentos en los que no estábamos seguros de que tendríamos esto listo antes de que concluyera el Mundial".

Jahnigen ha estado en Sudáfrica, reuniéndose con directivos del fútbol y de organizaciones sin fines de lucro, a fin de promover el balón y sus beneficios no sólo en la cancha, sino para los necesitados. Algunos de estos balones se utilizan ya en Haití.

El balón One World se vende en 39,50 dólares, incluyendo la compra de una segunda pelota que se dona mediante el modelo humanitario del proyecto, resumido en la frase " Compra uno y regala uno". Así, una compañía lucrativa trabaja con una fundación caritativa.

La meta es regalar un millón de balones en tres años, comenzando en los lugares donde más se necesitan, como en naciones devastadas por la guerra, como Irak o Afganistán, y campamentos de refugiados de todo el mundo.

Cualquiera que quiera jugar fútbol debe tener la oportunidad de hacerlo", dijo Tarver. " Esa es nuestra misión".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes