Tecnología 3D causa varios malestares, pero compañías insisten

NUEVA YORK ( AP). Poderosos intereses comerciales, desde los estudios de Hollywood a las fabricantes de televisores japonesas, apuestan que las imágenes en tres dimensiones son el futuro del entretenimiento, a pesar de un importante inconveniente: millones de personas se sienten mal al verlas.

Uno de cada cuatro espectadores tiene problemas para ver televisión o cine en 3D, según dicen los oculistas, se porque la tecnología les produce cansancio en los ojos o porque la persona tiene problemas visuales para percibir la profundidad de los objetos. En los peores casos, las imágenes causan mareos, náuseas o dolores de cabeza.

Los investigadores ya comenzaron a desarrollar aparatos que buscan resolver esos problemas, pero faltan años o décadas antes de que lleguen al mercado.

Esto no ha frenado a la industria del entretenimiento, que conoce el problema pero sigue adelante con sus planes de crear más películas y programas de televisión en 3D. Jeff Katzenberg, director de Dreamworks Animation, dice que es " la mayor innovación para los cines y los espectadores que ha ocurrido desde que llegó el color".

Las cadenas de cines como AMC Entertainment y las fabricantes de televisores como Panasonic y otras planean gastar más de 1.000 millones de dólares para que sus salas o aparatos ofrezcan la nueva tecnología. Algunos canales de televisión paga ya transmiten programas en 3D: el deportivo ESPN anunció que su señal en tres dimensiones transmitirá 24 horas por día desde febrero.

Pero ya hay señales de que los consumidores no compartirían ese entusiasmo del todo.

El año pasado, hubo mucha gente que pagó tres dólares adicionales o más para ver las versiones 3D de éxitos del cine como "Avatar" y "Toy Story 3", pero esto no impulsó un crecimiento de los ingresos totales, que fueron de 10,600 millones, un poco menos que en 2009. La gente fue menos al cine, aunque gastó más.

También las ventas de televisores 3D fueron menores a las pronosticadas, con 1,6 millones de aparatos en América del Norte, según DisplaySearch. Aun así, las compañías como Samsung Electronics y Panasonic refuerzan su apuesta a la tecnología y presentaron nuevos modelos en la feria de electrónica de este mes en Las Vegas.

Las investigaciones sobre el efecto del 3D en los espectadores apenas comienzan y no hubo hasta ahora estudios a gran escala.

Una encuesta en internet de la Asociación de Oculistas Estadounidenses estimó que 25% de las personas sufrieron dolores de cabeza, visión borrosa, náuseas y otros problemas.

Samsung advierte en su cibersitio para Australia que sus televisores pueden causar mareos, distorsiones en la percepción, desorientación, cansancio ocular y hasta pérdidas de equilibrio.

" No recomendamos mirar 3D si está en una mala condición física, necesita dormir o ha estado bebiendo alcohol", dice el sitio.

Nintendo advierte que los niños de seis años o menos no deberían jugar con la consola 3DS que está a punto de lanzar, porque podría afectar el desarrollo de su visión.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes