Los Angeles y Londres, podrían ser futuras sedes del Super Bowl

Redacción EE.UU., (EFE).- Las ediciones de las próximas Súper Bowls ya están adjudicadas a las sedes de Nueva Orleans, Nueva York y Glendale (Arizona), respectivamente, pero el comité de selección de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) ya trabaja en la búsqueda de nuevas sedes y los objetivos podrían ser Los Ángeles y Londres.

Al menos eso es lo que se ha desprendido de las declaraciones que hizo el dueño de los Colts de Indianápolis, Jim Irsay, durante una reunión con los periodistas que asisten a la cobertura del XLVI Super Bowl, que se disputará el próximo domingo, en la ciudad donde tiene la sede su equipo.

Mientras los puestos de promoción de la sede de Nueva Orleans trabajan al máximo en la proyección de lo será para ellos la gran fiesta deportiva de Estados Unidos, se confía que Los Ángeles para el 2016 pueda tener ya un equipo con la construcción del nuevo estadio que se contempla en el llamado proyecto Farmers Field.

Nueva Orleans será la sede del XLVII Super Bowl, en el 2013, mientras que Nueva York acogerá la del XLVIII y Glendale tendrá el honor de organizar la del XLIX, en el 2015, dos ciudades con climas agradables para las fechas de febrero y otra en el que el frío, como sucede en Indianápolis será protagonista.

El dueño de los Indianapolis Colts reveló que el comité está interesado en realizar un Super Bowl en Los Ángeles, si el proyecto Farmers Field esté completo para el años 2016, que será además la celebración especial del edición número 50 de la gran final de la NFL.

Sin embargo, ciudades como Miami ya están trabajando fuerte para que la celebración del 50 aniversario se de haga en tierras del sur de la Florida.

Pero lo más importante de las discusiones del comité se han centrado en el hecho real que se trabaja con datos sobre la posibilidad que la celebración del Super Bowl se haga fuera de Estados Unidos, concretamente en Europa y en Londres, donde ya se juegan partidos oficiales de la temporada regular y de exhibición cada año.

"Ha habido un cambio en nuestra filosofía", declaró Irsay. "llega la Súper Bowl 50 y estamos pensando en que sea en Londres. Obviamente tendría muchas ventajas y desventajas. Lo hemos considerado, ahora hay que esperar y ver".

La sede del 2016 está por definirse, y junto a Miami, San Diego también suena como sede favorita, pero la NFL podría dar la gran sorpresa de hacer historia con la elección de Londres, donde este verano se van a disputar los Juegos Olímpicos.

El hecho de ser considerada es ya un gran logro para la ciudad europea y también para el auge que el deporte del fútbol americano de la NFL está adquiriendo en la proyección internacional.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.