Brasil golea a China y da otro paso hacia el esquivo oro

QINHUANGDAO, China (AP). Brasil subió un peldaño más en busca de su primer oro de fútbol olímpico al golear hoy miércoles, 3-0 a China con dos tantos de Thiago Neves en el cierre de la primera ronda.

Diego abrió la cuenta a los 18 minutos y Thiago Neves aumentó de tiro libre a los 69 y con un zapatazo desde fuera del área a los 73.

Brasil, que ya estaba clasificado, terminó en el primer puesto del Grupo C con nueve unidades, contra seis de Bélgica y una de China y Nueva Zelanda. Los belgas avanzaron son una victoria 1-0 ante los neozelandeses.

Obligada a ganar para tener alguna esperanza, China salió con un esquema ofensivo de cuatro delanteros y a poco de iniciado el encuentro el volante Zhou Haibin exigió al guardameta brasileño Renán, que respondió bien.

Pero Brasil comenzó a marcar la diferencia cuando Ronaldinho robó un balón en el centro de la cancha y habilitó a Diego, quien se sacudió al portero y anotó poco después del primer cuarto de hora.

Hasta ese momento, las jugadas de Ronaldinho eran abucheadas por los más de 25.000 aficionados chinos, pero al final no se resistieron celebraron los goles de los visitantes.

Brasil tuvo un par de jugadas de peligro en los botines de Alexandre Pato, que a los 27 no pudo sortear la salida del guardameta chino Liu Zhenli.

Cuatro minutos después el propio Ronaldinho intentó pasar la pelota por sobre Liu, pero éste alcanzó a desviarla.

Los chinos superaron en velocidad a los brasileños. Sin embargo, sus centros en busca de Jiang Ning y Zhu Ting no llevaban peligro.

A un minuto del final del primer tiempo Liu tapó un disparo de Pato.

En el complemento, los aficionados empujaron a su selección con el grito "Jia You" o "China adelante". Lo único que pudieron festejar, no obstante, fueron los goles de Thiago Neves.

El volante del Fluminense brasileño anotó el segundo en tiro libre a los 69 minutos y cuatro minutos después recibió un pase de Diego al borde del área para desenfundar un disparo que se coló en la portería china.

Dunga dejó en el banquillo Alex Silva, Hernanes, Anderson para cuidarlos por tener tarjeta amarilla.

Envió desde el arranque a Ramires y Thiago Silva, que no habían participado en los choques anteriores, y también a Ilsinho y Thiago Neves, que habían ingresado en los choques anteriores como relevo.

El encuentro se disputó en la ciudad de Qinhuangdao, principal puerto de la provincia china de Hebei, frente al golfo del Mar Amarillo, a unos 300 kilómetros al sur de Beijing.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.