Hamilton encara Montreal montado en el éxito de Mónaco

MONTREAL, Canadá (AFP) - Montado en el éxito que alcanzó en Mónaco hace dos semanas, el británico Lewis Hamilton (McLaren-Mercedes), regresará el domingo al circuito donde alcanzó su primera victoria en Fórmula 1 para disputar el Gran Premio de Canadá.

El joven piloto firmó su primera 'pole position' y su primer triunfo en la máxima categoría el año pasado en la isla de Notre-Dame, cuando apenas disputaba su sexta carrera en la F1, cuyo resultado le permitió adueñarse del liderazgo del campeonato.

"El circuito Gilles-Villeneuve es uno de mis favoritos y luego de mi primera victoria la temporada pasada es muy especial para mí regresar", dijo el británico para agregar que "el Gran Premio de Canadá 2007 fue uno de los momentos más bellos de mi vida, fue increíble y sería muy bueno repetirlo este año".

En todo caso Hamilton arribó a Montreal con la mejor disposición. Alcanzó la sexta victoria de su carrera en Mónaco, en otro gran momento para él y luego de una prueba muy movida y perturbada por la lluvia.

Ese triunfo le permitió retomar en liderazgo en la clasificación de pilotos y demostrar que los McLaren-Mercedes estaban para dar lucha.

"Las tres últimas carreras, en Barcelona, Estambul y Mónaco, ofrecieron un amplio abanico de condiciones y estuvimos en situación de subir al podio cada vez, con Lewis tercero, segundo y primero", recordó Norbert Haug, presidente de Mercedes Motorsports. Ahora el británico tiene tres puntos de ventaja en la clasificación.

Las Ferrari dominaron en el principio de la temporada y ahora entre los cuatro primeros - Hamilton, Raikkonen, Massa y Kubica)- hay solo seis puntos de diferencia. De hecho esa clasificación tan apretada podría ponerse patas arriba el domingo.

"Alcanzamos cuatro victorias en las seis primeras carreras y estamos sólidamente instalados como líderes en la clasificación de constructores, con Kimi Raikkonen y Felipe Massa bien ubicados en el campeonato de pilotos", dijo Stefano Domenicali, director de la gestión deportiva de la 'scuderia'.

"En Mónaco demostramos que estamos en condiciones de pelear la victoria y en Montreal vamos a tratar de hacer lo mismo", señaló.

Pero Montreal no favorece mucho a los bólidos rojos y el año pasado Massa tuvo que abandonar mientras que Raikkonen apenas alcanzó el quinto puesto.

El trazado canadiense, el más exigente de la temporada para los frenos, dejó en 2007 el ingrato recuerdo de un espantoso accidente que sufrió Robert Kubica (BMW Sauber), quien por milagro salió del trance sin lesiones graves.

El polaco, en el pelotón de avanzada este año, afirmó que aquel suceso nada cambió para él y que con seis puntos de retraso con respecto a Hamilton su constancia le permitía estar a la espera del menor error de los líderes.

"Aunque sufrí un gran accidente en 2007 Montreal continúa siendo uno de mis circuitos preferidos", declaró Kubica.

"Durante el fin de semana del Gran Premio la ciudad entera vive para la Fórmula 1, el ambiente es genial. Mi accidente no cambió nada y estoy aquí con el objetivo de marcar la mayor cantidad ee puntos posibles", apuntó el piloto de BMW Sauber.

Si bien el circuito Gilles-Villeneuve es uno de los preferidos de los pilotos, resulta ser bastante atípico y la prueba canadiense siempre saca a relucir un extra de adrenalina.

La adherencia de las máquinas evoluciona junto con la pista misma que cambia con el correr del fin de semana y torna complicada la regulación de los bólidos.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.