Mexicano Castillo, sexto en trampolín

ROMA (AP). El mexicano Yahel Castillo quedó como el sexto mejor en la final del trampolín de tres metros, pero en los momentos de alegría se lamentó por lo mal que fue tratado por un error de juventud a comienzos de año en unos Juegos Universitarios.

Castillo ocupó ese lugar en la prueba que puso término a su actuación en el mundial de natación de Roma, donde calificó su desempeño con una nota de siete, en la escala del uno al diez.

"La verdad es que estoy muy contento", dijo Castillo a la AP. "Bueno, contento en un 80% porque me duele no haber estado entre los primeros tres o cuatro lugares".

Reconoció que no había sabido aprovechar en su totalidad esta oportunidad.

"Cuando esté un poco más tranquilo, mi entrenador y yo veremos que fue lo que pasó y trabajar sobre ello. Ahora duele, pero siempre ayuda", indicó.

Al final hizo un clavado muy difícil, considerado por muchos como el más hermoso de la competencia.

"Si no estás bien descansado, se te van las piernas o te pegas en el trampolín, tiene riesgos, en que son milésimas de segundos para hacer todo, los siete u ocho elementos que tienes que hacer en el aire, que en tres metros, es muy poquito", contó.

"Lo he estado haciendo desde hace un año, me costó tres meses dominarlo, trabajándolo a diario, pero en estas competencias cuentan los seis clavados, no solo el más difícil", afirmó.

De todos modos, agregó, "cerré bien la temporada, aunque tengo que trabajar más, aunque ya estoy trabajando bastante y si no se dan las cosas, hay que tener paciencia porque tarde o temprano van a salir".

En el momento de la satisfacción, por el buen resultado que obtuvo en la capital italiana, el clavadista de 22 años, se lamentó por las críticas recibidas por una resaca que tuvo en las competencias de la Universiada en Belgrado al inicio del año, donde ganó una medalla de plata.

Castillo fue excluido en principio de la delegación mexicana para el mundial, pero al final fue incorporado.

"Me dijeron de todo, que tenía problemas incluso que había estado hospitalizado, pero quién no comete un error en su juventud", se preguntó.

"Tendría que ser un súper humano para entrenar bien, tener buenos resultados todo el año y también estar en el hospital, y de fiestas todos los días. Es un poco incoherente eso, pero estoy contento con mis resultados", aseveró.

"Hay gente que habla, sin siquiera haber estado allí, y lo hace como si hubiera estado al lado mío", se lamentó.

"El que quiera tomarlo bien, y el que no, no. No es mala onda. Por fuerza no tienen que creer en mí, por fuerza no me tienen que perdonar o juzgarme", añadió.

Recordó que en esta temporada obtuvo cuatro medallas en la serie mundial y una en la universiada.

En la final del trampolín, el chino He Chong obtuvo la medalla de oro, el estadounidense Troy Dumais la de plata y el canadiense Alexandre Despatié la de bronce.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.