Serena Williams y Jankovic disputarán la final del US Open

NUEVA YORK (AFP). La estadounidense Serena Williams y la serbia Jelena Jankovic demostraron tener el tenis más contundente para llegar a la final del Abierto de tenis de Estados Unidos, y el sábado se disputarán el título del último Gran Slam del año.

Serena, cabeza de serie N.4, se impuso a la rusa Safina (N.6) en una hora y 28 minutos con pasajes de 6-3, 6-2, y Jankovic (N.2) empleó seis minutos más para dominar a Dementieva (N.5) con un doble 6-4.

La menor de las hermanas Williams está a mitad de camino de dos grandes objetivos: ganar su tercera corona en Flushing Meadows y encaramarse nuevamente al trono de la WTA.

"Finalmente estoy de vuelta en una final. Una estadounidense regresa a las finales. Estoy realmente emocionada", dijo Serena al terminar el partido.

Antes del encuentro de cuartos de final entre las dos hermanas Williams, muchos pronosticaron que la hermana vencedora de ese tope llegaría a la final, y sería la eventual ganadora del título.

La forma absoluta en que estaban dominando a sus rivales hacía presagiar que una Williams estaría en la disputa de la corona de Flushing Meadows.

Serena, de 26 años, ganó aquella batalla fraternal, en el que ha sido su partido más difícil hasta ahora, y el viernes simplemente desmenuzó en pedazos a Safina, para tomar dulce venganza de la derrota sufrida en el torneo de Berlín, en mayo pasado.

La Williams más pequeña, de edad y estatura, quebró cinco veces el saque de Safina, cometió sólo 21 errores no forzados.

En un momento del primer set en que Safina le quebró, y se fue delante 2-1, Serena encendió motores y ganó seis de los últimos siete games para definir el compromiso.

A su cuarta final de Flushing Meadows llega sin perder un set en seis partidos, en los que ha cedido sólo 31 games.

Serena buscará su tercera corona del Abierto estadounidense, donde ya se coronó en 1999 y 2002, y la novena en torneos de Gran Slam.

De su lado, Jankovic avanzó a su primera final de un Gran Slam, donde buscará su primer título grande.

Con lágrimas en los ojos después de su triunfo, la serbia exclamó: "Esta va a ser mi primera final de Gran Slam. Creo que voy a ir a llorar al vestidor".

La serbia, número dos del mundo, tuvo ante Dementieva un 75% de efectividad en su primer servicio, quebró cinco veces a su rival y cometió sólo 22 errores no forzados, por 42 la rusa.

"Había tanto viento, que fue muy difícil. Elena es una súper jugadora, que me hizo correr por todas partes, pero me afiancé para defender todas las bolas que podía", añadió Jankovic, de 23 años.

Jankovic tenía marca de 0-4 en semifinales de los Gran Slams, incluyendo el US Open 2006, cuando estuvo a cinco puntos de vencer a la belga Justine Henin-Hardenne, posterior perdedora de la final ante la rusa Maria Sharapova.

La serbia tomó desquite ante Dementieva, quien le ganó el más reciente compromiso en el torneo de Berlín de este año, en canchas de arcilla, aunque en el marcador global ratifica su predominio con cinco victorias en ocho enfrentamientos.

Con este son cuatro los triunfos que ha conseguido sobre la rusa en superficies rápidas como las canchas de cemento de FLushing Meadows.

La ganadora de esta final se convertirá en la número uno mundial del ranking de la WTA, sucediendo en el trono a la serbia Ana Ivanovic.

Serena ya ostentó la posición de privilegio por 57 semanas, hasta que las lesiones le hicieron perder la corona. Jankovic la tuvo apenas siete días, pero le tomó el gusto y quiere recobrarla.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.