Temporada de NFL cierra con duelos entre rivales de división

NUEVA YORK (AP). Cuando la NFL decidió que la última semana de esta campaña regular incluiría sólo duelos entre rivales de la misma división, vislumbró que los partidos serían muy atractivos, pues confrontarían a rivales acérrimos para decidir varios cupos en los playoffs.

Al final, sólo algunos de esos encuentros reunirán esas condiciones el domingo. Entre éstos destaca la edición número 180 del clásico entre los Bears y los Packers.

Chicago ya es dueño del cetro de la División Norte de la Conferencia Nacional y tiene garantizado el descanso en la primera ronda de la postemporada, mientras que Green Bay necesita el triunfo para avanzar con el boleto de comodín.

Hay otro partido donde se disputa algo importante, pero varios factores le restarían lustre.

San Luis visita a Seattle para definir el título en el Oeste de la Nacional. Pero los Rams tienen una foja de 7-8, mientras que los Seahawks marchan con 6-9.

Una victoria convertiría a Seattle en el primer campeón divisional en la historia con más derrotas que triunfos en su récord.

Pittsburgh va a Cleveland en busca de una victoria para embolsarse el título del Norte de la Americana. Aunque los Browns están eliminados con una foja de 5-10, seguramente estarían encantados si impiden que los Steelers ganen la división.

Si Cleveland gana, Baltimore tendría la oportunidad de vencer a Cincinnati para rebasar a Pittsburgh.

Atlanta podrá ostentar el campeonato del Sur de la Nacional y contar con la ventaja de local en los playoffs si supera a Carolina. Nueva Orleáns, el campeón vigente del Super Bowl, está listo para aprovechar la oportunidad si los Falcons fallan.

Los Saints tienen ya amarrado al menos el boleto de comodín y pueden anular cualquier posibilidad de postemporada para Tampa Bay si lo vencen.

Por su parte, los Colts pueden coronarse en el Sur de la Americana si vencen a Tenesí, un equipo que cada día luce peor. Una derrota sorpresiva de Indianapolis abriría la puerta a Jacksonville, que visita a los Texans en Houston. Pero los Jaguars carecerán de su quarterback David Garrard, sometido el jueves a una cirugía en una mano.

Los Giants pueden avanzar a la postemporada si derrotan a Washington y si Green Bay cae.

Todos los demás encuentros entre rivales divisionales carecen de importancia.

Oakland visita a Kansas City, en una de las rivalidades más agrias de la NFL. Peo los Chiefs son ya monarcas del Oeste de la Americana y los Raiders no irán a los playoffs.

Dallas visita a Filadelfia, sin un ápice del dramatismo vivido el año pasado, cuando ambos equipos se midieron en el último duelo de la campaña regular y también en la primera ronda de los playoffs. Esta vez, los Eagles han ganado ya el Este de la Nacional y los Cowboys han sido la decepción mayor del año, en el que despidieron incluso a su entrenador.

En otros duelos divisionales sin importancia, Miami visita a Nueva Inglaterra, Buffalo a los Jets de Nueva York y San Diego a Denver. Además, Minnesota cierra su deprimente campaña en Detroit y Arizona visitará a otro equipo desastroso, los 49ers de San Francisco.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.