Celtics asfixian a los Bucks y marcan récord defensivo

EU (AP). Ray Allen y los Celtics de Boston se enorgullecen mucho de su defensa. Por eso, este partido quedará en el recuerdo.

Para el entrenador de los Bucks de Milwaukee, Scott Skiles, fue un papelón.

Allen anotó 17 puntos el domingo al jugar apenas tres cuartos y los Celtics marcaron un récord del equipo de menos puntos en contra desde que se usa el reloj de 24 segundos al aplastar a los Bucks por 87-56.

"Creo que jugar a la perfección en defensa es nuestra meta", dijo Allen. "Eso es lo que buscamos, pero un equipo igual puede anotar cuando estás haciéndolo".

No fue el caso esta vez.

Fue la puntuación más baja de un rival de los Celtics desde que vencieron a los Hawks de Milwaukee 62-57 en Providence, Rhode Island, el 27 de febrero de 1955. Los Bucks, que se sumaron a la NBA en la temporada 1968-69, fijaron un récord propio de menos puntos anotados.

"Esta derrota fue de lo más humillante que verás en tu vida", dijo Skiles. "Nos tenían a la defensiva y nos quitaron el espíritu competitivo. Prácticamente nos rendimos".

Los Bucks venían de vencer en casa a Filadelfia por 102-74 el sábado. Cuando volaron al este a Boston, perdieron una hora por el cambio de huso horario y otra porque la hora de verano entró en vigencia en Estados Unidos durante la madrugada. Cuando llegó la hora de empezar el partido, se arrastraron por la cancha y sumaron un impresionante total de nueve puntos en el primer cuarto.

"Podías ver que estaban cansados", dijo el entrenador de Boston, Doc Rivers. "Así que aprovechamos y fue muy bueno, pero en gran parte fue debido a su calendario".Los Celtics dejaron a los Bucks en 38 puntos en los tres primeros cuartos, un récord para la NBA, según el servicio Elias Sports Bureau.

Boston aseguró el récord defensivo cuando Keyon Dooling falló dos tiros libres con 22 segundos en el reloj.

Earl Barron fue el único con un total de dos dígitos entre los Bucks al marcar 10 puntos. Andrew Bogut y Brandon Jennings tuvieron ocho cada uno, John Salmons no marcó en 21 minutos y el argentino Carlos Delfino terminó con tres.

Fue la peor actuación de los Bucks desde una derrota por 88-58 ante Seattle el 21 de febrero de 2003. Justamente, ese fue el día después que enviaron a Allen a los SuperSonics de Seattle para obtener a Gary Payton.

Por su parte, Dwight Howard tenía 15 años la última vez que el Magic ganó en Phoenix. Esta era la única ciudad en la NBA en que la figura de Orlando no había conocido la victoria.

Esto cambió el domingo y de gran manera.

Howard terminó con 26 puntos, 15 rebotes y cinco tapones y luego miró el cuarto período desde afuera mientras el Magic de Orlando completaba una victoria aplastante por 111-88 sobre los Suns, en su primer triunfo en Phoenix en nueve temporadas.

"No habíamos ganado aquí desde que estoy en la NBA, así que ése era todo nuestro cometido", dijo Howard: "Conseguir una buena victoria".

Al convertir un gancho por encima del pivote Robin Lopez en el tercer cuarto, Howard alcanzó 10.000 puntos en su carrera. No le importó mucho

"Nunca miro los puntos", dijo Howard. "Los rebotes y los tapones son lo que gana partidos para mí".

Los titulares de Orlando pudieron descansar bastante en preparación para el reto de visitar la noche del lunes a los Lakers en Los Angeles.

Steve Nash no pudo jugar por una "inestabilidad pélvica", según los Suns, y probablemente se pierda el partido en Houston el lunes.

"Jugamos bien, pero ellos son un equipo totalmente diferente sin Steve Nash", dijo el entrenador del Magic Stan Van Gundy. "Aaron Brooks (suplente de Nash) jugó excelente hoy. Anotó mucho pero Steve Nash prepara las jugadas para todos los demás, hace que todos jueguen. Tuvimos suerte que jugamos dos veces con ellos sin Steve Nash y es un partido totalmente diferente".

Orlando venía de perder tres de cuatro partidos, el último una derrota en tiempo extra por 123-120 en casa de Golden State la noche del viernes. Pero el domingo el Magic asfixió a Phoenix en el tercer cuarto.

"Steve es la columna vertebral de nuestro equipo", dijo el técnico Alvin Gentry. "Obviamente, les da buenos tiros a los muchachos y crea situaciones en que tenemos velocidad y ritmo... Pero no tenemos a Steve, así que tenemos que generar eso de otra manera".

En otros resultados del domingo, Indiana venció 106-93 como visitante a Nueva York con un récord personal de 29 puntos de Tyler Hansbrough; Charlotte 95-90 a Toronto con 23 puntos de D.J. Augustin; Oklahoma City 95-75 a Cleveland; y Golden State 100-77 a Minnesota.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.