Curry volvió a llegar a los 40 puntos; James y Wade disfrutan de la victoria

La inspiración encestadora del base estrella Stephen Curry volvió a hacer acto de presencia en el momento oportuno y los 40 puntos que aportó permitieron a los Warriors de Golden State derrotar a domicilio 117-124 a Los Ángeles Clippers y seguir invictos con marca de 13-0.

Sólo otros cuatro equipos anteriormente en la historia de la NBA lo habían conseguido y ahora los Warriors podrían ser los primeros en tener 16-0 si superan a los Bulls de Chicago, Nuggets de Denver y Los Ángeles Lakers en los próximos tres compromisos que les esperan.

Con Curry imparable, los Warriors pudieron remontar una desventaja de 23 tantos que habían tenido en el segundo periodo cuando los Clippers se fueron al descanso con ventaja de 14 68-54.

Pero los Warriors arrollaron en la segunda parte con parcial de 70-49 y racha final de 5-22 y un 70 por ciento de acierto en los tiros de campo.

Curry anotó 11 de 27 tiros de campo, incluidos 6 de 14 triples, y estuvo perfecto 12-12 desde la línea de personal.

El Jugador Más Valioso (MVP) de la liga y de las Finales de la NBA también brilló en el juego interior al capturar 11 rebotes defensivos, dio cuatro asistencias, recuperó tres balones y perdió siete, su lunar en otra actuación sobresaliente.

Los Warriors como equipo tuvieron un 52 (38-73) por ciento de acierto en los tiros de campo, el 57 (17-30) de triples y el 86 (31-36) de personal, comparados al 50 (44-88), 45 (13-29) y 67 (16-24), respectivamente, de los Clippers, que también perdieron el duelo bajo los aros con 35 rebotes por 44 de Golden State.

Los actuales campeones de liga, que se convirtieron en el quinto equipo en la historia de la NBA que tienen comienzo de temporada con marca perfecta de 13-0 y 6-0 de visitantes, sólo fueron inferiores a los Clippers en el control del balón al sumar 19 perdidas por 10 del equipo angelino.

Paul aunque aportó 35 puntos, su mejor marca de la temporada, incluidos 18 en el primer cuarto cuando los Clippers lograron parcial de 41-25, al final sintió la ausencia de los dos partidos anteriores que fue baja con molestias en la ingle derecha y no pudo competir con las genialidades encestadoras de Curry.

El ala-pívot Blake Griffin aportó 27 puntos, seis rebotes y cinco asistencias, mientras que el escolta Jamal Crawford anotó 15 puntos y el pívot DeAndre Jordan llegó a los nueve tantos y sólo pudo capturar 10 rebotes sin que tuviese protagonismo en el juego interior de los Clippers (6-5).

El alero LeBron James y el ala-pívot Kevin Love se combinaron con 49 puntos que ayudaron a los Cavaliers de Cleveland a ganar 115-100 a los Bucks de Milwaukee y rompieron racha de dos derrotas seguidas.

La victoria puso a los Cavaliers con marca de 9-3 y al frente de la División Central y de la Conferencia Este, medio juego de ventaja sobre los Bulls de Chicago (8-3) que tuvieron jornada de descanso.

James surgió como el líder encestador de los Cavaliers al aportar 27 puntos, nueve rebotes y repartió seis asistencias que lo dejaron también como el jugador más completo del equipo.

Mientras que Love impuso su clase en el juego interior al conseguir un doble-doble de 22 puntos, 15 rebotes --10 fueron defensivos--, puso un tapón y perdió cuatro balones, los mismos que sumo James, sin que ambos tuviesen buen control.

El ala-pívot reserva Tristan Thompson también hizo una buena labor dentro de la pintura al conseguir un doble-doble de 12 puntos y 11 rebotes que lo dejaron como el sexto jugador del equipo.

Thompson jugó el partido número 300 consecutivo, la segunda mejor marca actual en la liga, mientras que el base australiano Matthew Dellavedova, que salió como titular en el puesto de Mo Williams, lesionado, aportó 13 asistencias, mejor marca como profesional.

El alero griego Giannis Antetokounmpo volvió a ser el líder del ataque de los Bucks al aportar 33 puntos, su mejor marca como profesional, que ayudaron al equipo a bajar una desventaja de 21 tantos a tan sólo cinco (84-79) al final del tercer periodo.

Pero en el cuarto de nuevo surgió la inspiración encestadora de James y Love que acabó la reacción de los Bucks (5-7) que también tuvieron el apoyo del pívot Greg Monroe al conseguir 17 tantos, mientras que el escolta Khris Middleton llegó a los 15 puntos.

El escolta Dwyane Wade y el ala-pívot Chris Bosh encabezaron el ataque balanceado de los Heat de Miami y ayudaron al equipo a ganar 116-109 a los Kings de Sacramento, que jugaron sin su estrella el número cinco DeMarcus Cousins, sancionado con un partido por la NBA.

Wade y Bosh se combinaron con 47 puntos que fueron los que aseguraron la victoria de los Heat que dejaron su marca en 7-4 la segunda mejor de la División Sureste.

El escolta estrella de los Heat escuchó las críticas recibidas por su baja aportación ofensiva en los últimos partidos y surgió con 24 puntos.

Wade, que también aportó seis asistencias, cinco rebotes y recuperó dos balones, encabezó una lista de cinco jugadores que tuvieron números de dos dígitos y ayudaron a los Heat a dejar en 47 (42-89) por ciento el acierto en los tiros de campo.

Bosh respondió con un doble-doble de 23 puntos, 11 rebotes, todos defensivos, y cuatro asistencias que lo dejaron como el mejor hombre de los Heat en el juego interior.

El escolta-alero italiano Marco Belinelli, que jugó como reserva, lideró el ataque de los Kings (4-9) al aportar 23 puntos, que no impidieron la derrota del equipo de Sacramento (0-4) fuera de su campo.

Curiosidades, videos, noticias y más de la Copa Mundial ¡AQUÍ!

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida