Howard: Debemos salir con un mayor esfuerzo

LOS ANGELES (AP). Cuando Kobe Bryant dio la bienvenida a la liga al entonces novato de 18 años Dwight Howard no fue con un saludo de manos; no fue para nada de una manera amistosa.

En su primer juego contra Howard, Bryant atacó la canasta y realizó una feroz clavada de balón que aún persigue al centro de Orlando cinco años después.

"No me lo recuerden", dijo Howard, cubriendo sus ojos en broma. "Me bautizó, me trajo a la NBA y de regreso a la realidad con una jugada", señaló.

La noche del jueves, Bryant bautizó nuevamente a Howard; en esta ocasión en una serie de campeonato de la NBA.

Luciendo mucho más que Howard, Bryant anotó 40 puntos _su mayor cifra en un juego de serie final de la liga_ y los Lakers aplastaron por 100-75 en el primer juego al Magic, cuyos jugadores miraron el video del partido en su hotel antes de dirigirse el viernes al Staples Center para realizar una práctica el viernes.

Orlando, de regreso a una serie de campeonato por primera vez desde 1995, estuvo muy lejos de su mejor forma.

Bryant anotó casi a voluntad, acentuando cada canasta extendiendo su maxilar inferior para mostrar los dientes, con aire amenazador de la intensidad del auto proclamado "Mamba negra". El Magic se daño a sí mismo al encestar sólo 30% de sus disparos y fallar tiros abiertos, además de que Howard no fue un factor ofensivo ya que anotó únicamente 12 unidades y acertó sólo un tiro de campo, un gancho en los dos primeros minutos del juego.

Howard comprende que él y sus compañeros deben hacer mucho más en el segundo juego, a realizarse la noche del domingo .

"Nosotros simplemente no tuvimos ninguna energía o esfuerzo", comentó Howard. "Sencillamente no hicimos lo necesario para obtener rebotes, todos los detalles pequeños. No podemos controlar a Kobe evitando que anote 40 puntos, pero podemos controlar la obtención de rebotes, ganar balones sueltos, cosas como esas, y no lo hicimos. Debemos salir con un esfuerzo mayor".

La adversidad no es algo extraño para el Magic.

Llegaron a la serie final a pesar de haber perdido a su guardia estelar Jameer Nelson por 42 juegos debido a una lesión de hombro, y superaron una desventaja ante Filadelfia y Boston para ganar las series previas de esta postemporada. Contra Cleveland, en la final de la Conferencia Este, el Magic se recuperó de déficit imposibles.

Ahora se encuentran en otro hoyo, el cual no es tan profundo, todavía.

"Sólo es un juego", dijo el alero Hedo Turkoglu, quien encestó tres de 11 tiros de campo. "Es una serie larga. Tenemos un par de días para trabajar sobre algunas cosas. Sabemos lo buenos que somos, y sabemos lo que necesitamos hacer para ganar", agregó.

Un buen inicio sería lograr que Howard se involucre más en la ofensiva.

Resultados, calendario, noticias y más. ¡AQUÍ!


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.