Howard anota 32 puntos, incluido el doble de la victoria

ISLA YEONPYEONG, Corea del Sur (AP). Dwight Howard le hizo un pedido simple a Jameer Nelson cuando el Magic de Orlando perdía por un punto en los segundos finales del partido del sábado contra los Wizards de Washington.

"Tan sólo lanza la pelota y yo la busco", le dijo.

Con 4,3 segundos en el reloj, Howard cumplió su promesa. Tomó un lanzamiento de Nelson que se quedó corto y convirtió el doble de la victoria para que el Magic ganara 100-99. Howard terminó con 32 puntos y 11 rebotes.

"Cuando la lanzó, yo sabía que no tendría posibilidades de caer y volver a saltar, porque me harían una falta de inmediato", dijo Howard. "Así que intenté lanzarla contra el cristal lo más rápido posible".

Gilbert Arenas aún tuvo una oportunidad de ganar el partido cuando sonaba la chicharra, pero su tiro pegó en la parte de atrás del aro y salió. Arenas logró su récord para esta temporada con 31 puntos, incluidos los últimos nueve de Washington en los cuatro minutos finales. Pero en su último disparo, Howard estaba una vez más en medio de la jugada.

"Cuando vi que Dwight se acercaba, la lancé un poco flotadora y era muy difícil", dijo Arenas. "Pensé que iba a entrar".

Quentin Richardson anotó 20 puntos para el Magic, que lleva siete victorias en sus últimos ocho partidos en Washington.

"Definitivamente, fue una victoria dura contra un equipo joven que jugó realmente bien", dijo Richardson. "Simplemente luchamos y luchamos".

Arenas había puesto a Washington arriba 99-98 cuando restaban 13,2 segundos con un tiro de salto dentro de la llave, pero Howard puso la cifra final en la siguiente jugada.

"Eso es lo que hacen ellos", dijo Arenas. "Si Jameer no tiene un buen tiro, va a tirar de todos modos para que Dwight pueda atrapar el rebote".

Nick Young anotó 21 puntos y Andray Blatche aportó 10 tantos y 13 rebotes para los Wizards, que vieron terminar su racha de tres triunfos como locales a pesar de que se recuperaron tras ir perdiendo por cifras de dos dígitos.

Washington jugó sin su base novato John Wall, quien tenía un golpe en la rodilla derecha. Wall es el máximo anotador del equipo, con promedio de 18 puntos por partido, y también lidera en asistencias, con 9,1 por encuentro. Había jugado los últimos dos partidos, pero se perdió los cuatro anteriores por una torcedura en un pie.

Ante su ausencia, Arenas y Young se encargaron del ataque en distintos tramos del partido.

Orlando ganaba por 14 puntos en la primera mitad y por 12 al inicio del tercer cuarto, pero Washington comenzó a remontar impulsado por Arenas.

Los Wizards lograron una racha de 15-2 con nueve puntos de Arenas y por primera vez en el partido se pusieron adelante, 64-63, cuando quedaban cinco minutos en el tercer período. Young inició otra racha ofensiva al anotar 14 de los primeros 15 puntos de Washington en el cuarto período.

"Cada partido importante o televisado, siempre parece que nos avergüenzan", dijo Young. "Esta noche no queríamos que pasara eso frente a nuestros fanáticos".

Sin embargo, Howard se aseguró que la remontada no fuera completa.

"Obviamente, estuvo tremendo esta noche. No creo que haya nadie en la NBA que esté jugando un mejor básquetbol que él", dijo el entrenador de Orlando Stan Van Gundy. "Apenas van 16 partidos en el año, pero si se terminara hoy y él no fuera el Jugador Más Valioso, algo estaría muy mal".

En Dallas, el alemán Dirk Nowitzki avanzó para hacer una bandeja al inicio del segundo tiempo _cuando Dallas comenzaba a inclinar el partido a su favor_ y pasó nada menos que entre Dwyane Wade y LeBron James para llegar al aro.

Aún con la llegada de dos astros como James y Chris Bosh para acompañar a Wade, el Heat de Miami aún no puede vencer a los Mavericks en la temporada regular y transita por un arranque decepcionante. Dallas se impuso 106-95 el sábado.

Tras perder por cuarta vez en cinco partidos, los jugadores del Heat _que tiene marca de 9-8 a un mes de comenzada la temporada_ tuvieron una reunión privada.

"Sentíamos que la necesitábamos", dijo Wade. "No habíamos tenido una reunión exclusiva de jugadores. Estamos jugando como un equipo de 9-8 y necesitábamos esto".

"Este equipo es nuevo, un grupo nuevo de gente", agregó. "Los muchachos necesitan entenderse y escucharse hablar. Nos sentimos mejor luego de la conversación que tuvimos".

A la misma altura de la temporada pasada, Miami tenía foja de 10-7.

"Es difícil porque sé el potencial que tiene este equipo, la visión que tuve cuando este equipo se formó", dijo Wade.

Caron Butler anotó siete de sus 23 puntos durante la racha del tercer cuarto de los Mavericks, que no pierden contra Miami en la temporada regular hace seis años y medio.

James y Wade recién comparecieron ante la prensa 45 minutos luego del partido y ninguno quiso dar detalles de la conversación entre los jugadores.

"Fue una reunión de equipo que necesitábamos mucho, en que todos tuvieron la posibilidad de sacarse lo que tenían en la cabeza sobre cómo resolveremos las cosas", dijo James. "Ahora mismo, somos un equipo de 9-8 y tenemos que hacernos responsables".

En otros partidos del sábado, Atlanta venció 99-90 a Nueva York; Cleveland 92-86 a Memphis; Filadelfia 102-86 a Nueva Jersey; Golden State 104-94 a Minnesota; Milwaukee 104-101 a Charlotte; y Chicago 96-85 a Sacramento.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.