Lakers respiran con ajustado triunfo ante Celtics 87-81

LOS ANGELES (AFP). Kobe Bryant regresó furioso para encestar 36 puntos y el eslovenio Sasha Vujacic salió de la banca con la mano prendida, para darle este martes a Los Angeles Lakers una ajustada victoria de 87-81 ante Boston Celtics, en el tercer partido de la final de la NBA.

Con este triunfo los Lakers acercan 2-1 la serie al mejor de siete juegos, luego de perder los dos primeros encuentros en Boston.

Vujacic fue determinante en la levantada de los Lakers en el último cuarto y con buena puntería cerró la noche con 20 cartones, su mayor marcador en juegos de playoffs.

El trabajo conjunto de Kobe y Vujacic compensó el pobre aporte ofensivo de Lamar Odom (4 puntos y 9 rebotes), y del español Pau Gasol, con sólo 9 tantos aunque aportó 12 rebotes.

Por los Celtics destacaron Ray Allen con 25 puntos, y Kevin Garnet con 13 cartones y 12 tablas.

El cuarto encuentro será el jueves en Staples Center de Los Angeles.

Sólo tres equipos se han recuperado de un déficit de 0-2 en las finales: Celtics (1969), Portland Trail Blazers (1977) y Miami Heat (2006).

Alentado por su fanaticada, Kobe comenzó a producir temprano y en el primer cuarto marcó 11 puntos, para mantener a los Lakers en la pelea y cerrar el tramo 20-20.

En el segundo segmento, Sasha Vujacic salió de la banca para aportar 9 puntos y compensar el pobre desempeño de Pau Gasol y Lamar Odom, quienes prácticamente fueron borrados de la cancha en el primer tramo.

Un canastazo de Kobe selló la primera parte para los Lakers 43-37.

En el tercer cuarto, los angelinos llegaron a distanciarse por 9 cartones, pero Kevin Garnett, que en la primera parte sólo había aportado dos puntos, despertó en la medianía del parcial y le dio vuelta al pizarrón 54-50.

Boston apretó la marca sobre Kobe y con buena puntería de Garnet y Allen se llevó el parcial (25-17) para entrar al período final con ventaja de dos puntos 62-60.

Triples de Vujacic y Kobe trajeron de vuelta a los Lakers, y Gasol apareció cuando más falta hacía para anotar dos canastas bajo el aro, en rebotes ofensivos, y poner al frente a su equipo 77-70.

Los Celtics no se dieron por vencido y llegaron a acercarse a dos puntos, pero otro 'bombazo' a distancia de Vujacic sentenció la noche y dejó el escenario listo para el despligue final de Kobe, con dos encestes de fantasía.

Lakers le dio a Celtics de su misma medicina, y con una férrea defensa y juego igual de físico, le limitó a un bajo 34,9 por ciento de efectividad (29 encestes en 83 intentos) y les obligó a cometer 13 turnovers.

Resultados, calendario, noticias y más. ¡AQUÍ!


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.