Magic recorta ventaja de Lakers en serie final de la NBA

ETIQUETAS

ORLANDO, Florida (AP). El Magic de Orlando ganó el tercer partido de la final de la NBA por 108-104 la noche del martes ante Los Angeles, lo que redujo la ventaja de los Lakers a 2-1.

Dwight Howard y Rashard Lewis anotaron 21 puntos cada uno. Orlando recuperó su magia y acertó el 63% de sus tiros, la mejor marca en una final, incluyendo otro récord de 75% en la primera mitad para evitar quedar 0-3 en la serie al mejor de siete, una posición de la que ningún equipo ha podido recuperarse en la NBA.

"Bueno, la pelota entraba en la canasta. Eso siempre funciona", dijo el entrenador del Magic, Stan Van Gundy. "Esa fórmula siempre ha sido probada y funciona".

Kobe Bryant, que busca su cuarto título y el primero desde el 2002, anotó 31 puntos para los Lakers pero sólo sumó 10 en la segunda mitad y acertó sólo 4 de 15 tiros tras el primer cuarto. También falló cinco tiros libres, la cantidad de puntos que podría haber dado la ventaja por 3-0 a los Lakers en la serie.

"Este es un equipo difícil, no son pan comido", dijo Bryant. "Están muy bien dirigidos, ejecutan bien las jugadas y tenemos un trabajo muy difícil por delante".

El cuarto partido será el jueves y el quinto partido, que ahora es necesario, será el domingo, ambos en Amway Arena de Orlando.

El Magic, que llegó a su primera final desde 1995, tuvo cinco jugadores que anotaron al menos 18 puntos.

Rafer Alston, que acertó 3 de 17 desde la cancha en los primeros dos partidos, anotó 20, y Hedo Turkoglu y el reserva Mickael Pietrus sumaron 18 cada uno.

"Debemos jugar así", dijo Howard sobre los resultados en el marcador. "Cuando nuestros muchachos atacan, somos difíciles de marcar".

El español Pau Gasol anotó 23 puntos pero logró sólo tres rebotes y los Lakers acertaron sólo 16 de 26 tiros libres.

Orlando acertó 24 tiros de 32 en la primera mitad y sólo bajó la guardia en el tercer cuarto, pero en el último sus jugadores acertaron un 65% y lograron una ventaja de 81-75.

Por un momento parecía que el Magic, que logró sólo el 36% de sus disparos en el primer y el segundo partido, estaba negado para fallar sus intentos.

El entrenador de los Lakers, Phil Jackson, dijo que vio a Bryant cansado en los momentos finales.

"Todos somos frágiles como seres humanos", dijo. "A veces, no tan frágiles como otros".

Orlando, que perdió sus cuatro partidos en la final de hace 14 años ante los Rockets de Houston, por fin pudo celebrar una victoria en el nivel más alto del básquet profesional.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida