Utah y Houston ponen a OKC y los Wolves contra la pared en playoffs del Oeste

Los Utah Jazz y los Houston Rockets pusieron este lunes a los Oklahoma City Thunder y los Minnesota Timberwolves contra la pared en los playoffs de la Conferencia Oeste de la NBA con sendas victorias para tomar el mando con balance de 3-1.

Los Jazz se apoyaron en el accionar ofensivo de Donovan Mitchell, con 33 puntos, Joe Ingles con 20, Rudy Gobert con 16 y 10 rebotes y el español Ricky Rubio con 13 y ocho asistencias, para vencer al Thunder 113-96.

Por OKC los mejores fueron Paul George con 32 tantos y Russell Westbrook con 23 y 14 capturas, pero los Thunder no pudieron con el empuje de los Jazz, que impusieron su música para poner la serie al mejor de siete partidos a punto de mate.

Los cinco titulares de Utah anotaron cifras dobles: el Jazz anuló un déficit de 30-24 en el primer cuarto para inclinar la contienda a su favor en el segundo y tercer período, superando al Thunder en ese tramo 66-43.

Carmelo Anthony terminó con 11 tantos en una noche en la que la ofensiva del Thunder fue efectivamente contenida.

Rubio, de 27 años, quien terminó con 13 puntos, también dijo que la defensa colectiva había ayudado a someter al poderoso equipo de Oklahoma City.

"Jugamos como equipo", dijo Rubio. "Hicimos un buen trabajo al contener el balón esta noche, pero ganar es lo más importante. Estamos aquí para ganar juegos".

Previamente, en Minneapolis, el astro canastero James Harden le dio a Houston un buen partido con 22 de los 50 puntos del equipo en el tercer cuarto, para que los Rockets vencieran a los Minnesota Timberwolves 119-100, y tomar también ventaja de 3-1 en su serie de playoffs.

La serie se traslada ahora a Houston, donde el miércoles los locales podrían darle punto final en el quinto partido de esta serie al mejor de siete encuentros.

El armador Chris Paul anotó 15 de sus 25 puntos en ese tercer parcial por los Rockets, que convirtieron un 50-49 en el medio tiempo en una ventaja de 31 puntos después del tórrido lapso de 12 minutos del tercero.

El único equipo en la historia de los playoffs de la NBA con más puntos en un período fueron Los Angeles Lakers, quienes anotaron 51 tantos en un cuarto el 31 de marzo de 1962, en una derrota ante los Detroit Pistons.

Harden terminó con 36 puntos, Clint Capela agregó 14 tantos y 17 rebotes, Eric Gordon finalmente se puso en marcha con 18 cartones saliendo de la banca y los Rockets se recuperaron fácilmente de su difícil comienzo.

El de origen dominicano Karl-Anthony Towns totalizó 22 puntos y 15 rebotes por los Timberwolves, que fueron dominados en ambos extremos de la cancha durante el decisivo tercer cuarto y fallaron 14 de 21 tiros de campo.

Los Timberwolves se recuperaron de sus dos derrotas en la carretera al igualar a los Rockets con 15 triples en el Juego 3, un desarrollo sorprendente considerando que los Rockets lideraron la Liga en esa categoría durante la temporada regular y los Timberwolves fueron los últimos.

Tomaron otra táctica para este Juego 4, atacando la canasta en la primera mitad con mucho éxito, mientras que Towns vio la mayor parte del primer cuarto desde el banquillo después de recibir su segunda falta a menos de tres minutos de ese tramo.

Derrick Rose, quien terminó con 17 puntos y seis rebotes por los Wolves, fue el catalizador de la banca de su equipo.

El armador inicial de los Wolves, Jeff Teague, mientras tanto, solo tuvo dos puntos mientras luchaba por una lesión en su dedo meñique derecho.

De ganar los Jazz y los Rockets el próximo encuentro se verán las caras en una de las semifinales de la Conferencia Oeste.

Los New Orleans Pelicans, que barrieron a Portland, se medirán con el ganador entre los campeones defensores Golden State Warriors y San Antonio Spurs, una serie que también favorece a los primeros por 3-1.

meh/rsr

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida