Finanzas de Cabañas, entre el escándalo y el misterio

ASUNCION (AP). Las finanzas del ex futbolista paraguayo Salvador Cabañas, aparentemente al borde de la quiebra, se convirtieron en un caso mediático entre el escándalo y el misterio al desconocerse exactamente cuánto dinero en efectivo posee y cuántas propiedades urbanas y rurales están a su nombre o de parientes y amigos, según explicó el viernes María Lorgia Alonzo, esposa del ex astro del América mexicano.

El ex delantero, de 30 años, realiza actualmente en Asunción un tratamiento ambulatorio para recuperar totalmente sus capacidades físicas y cognitivas, después que en enero recibió un balazo en la cabeza durante un incidente en un centro nocturno de la capital mexicana.

El proyectil sigue alojado en el interior de su cráneo.

"La recuperación de mi esposo es muy lenta, pero se notan algunos progresos", afirmó Alonzo a los periodistas, al tiempo de reafirmar que "tenemos algunos ahorros para comer pero sólo hasta diciembre, por eso estoy reclamándole al ex agente de Salvador, José María González (paraguayo), que realice una rendición de cuentas".

Recordó que "está pendiente de resolución en la Federación Mexicana de Fútbol un reclamo mío contra el América por una cifra cercana a 1,300,000 dólares, en concepto de tres salarios atrasados, más premios y otros beneficios. El sueldo neto de Salvador era de 120,000 dólares, más regalías por publicidad y otros rubros".Alonzo dramatizó invitando a la prensa "para que visite nuestra casa y observe que ni muebles posee. Incluso, una camioneta y un automóvil que los quiero vender por 50,000 y 40,000 dólares no tienen documentaciones y no se dónde están. Tampoco conozco cuánto dinero mi esposo enviaba desde México a González".

Cabañas fue homenajeado el jueves último por la Conmebol antes del sorteo de la Copa Libertadores. Subió al escenario ayudado por sus asistentes y en principio no reconoció a los dirigentes deportivos Nicolás Leoz y Juan Napout, presidentes de la Conmebol y de la Asociación Paraguaya; sólo cuando éstos se identificaron, el ex goleador respondió con una sonrisa.

Los médicos aseguraron que Cabañas tiene restricciones visuales en el ojo izquierdo y anulada la memoria cercana.

González, en reunión con la prensa, aclaró que "Cabañas les compró propiedades urbanas y rurales a sus hermanos, cuñados y amigos. Tengo los títulos legales y entregaré al abogado de la familia; cuenta además con un moderno complejo deportivo de alto rendimiento que la esposa debe administrar. No hay nada raro ni misterioso".

"Las documentaciones de los vehículos están en mi poder y se los devolveré pero hay que tener en cuenta que Cabañas me adeuda más de 300,000 dólares que los puse en efectivo para completar el pago de 700,000 dólares de deuda al fisco mexicano, en 2009; si no se cubría esa falta, el jugador iba a la cárcel", reveló.

Justino Compeán, presidente de la Federación Mexicana de Fútbol, quien intervino en Asunción en reuniones de la Conmebol, comentó que "el caso Cabañas con el reclamo al América está en una etapa de diálogo con la familia porque el ataque al jugador ocurrió fuera de una cancha en un horario inapropiado, al amanecer de un día entre semana. Esa es la discusión, pero espero que haya una solución", sin fijar fecha.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.