Japón logró domar a los "leones" de Camerún 1-0

BLOEMFONTEIN ( AFP). Un dinámico e incansable seleccionado japonés batió este lunes a Camerún 1-0 en el debut de ambos en el Grupo E del Mundial Sudáfrica-2010 de fútbol, en partido disputado en el estadio Free State de Bloemfontein.

Keisuke Honda anotó el único gol del partido, a los 39 minutos, tras recibir un envío desde la derecha y batir al arquero rival por la izquiera del área chica.

Los equipos iniciaron el partido en un estadio Free State cuya capacidad de 41,000 espectadores quedó lejos de colmarse y bajo el incesante estruendo de las " vuvuzelas", que sólo dieron un respiro en la entonación de los himnos.

A ellas se sumó un tambor en la nutrida parcialidad japonesa, que comenzó a celebrar los primeros avances de su equipo.

Con un 4-3-3 en donde los volantes se movieron muy cerca de los delanteros, Japón creó un dinámico bloque ofensivo que logró mantener a Camerún a raya durante el primer tiempo.

De todas formas, los intentos japoneses por derecha con Daisuke Matsui, que invariablemente buscó a la estrella Keisuke Honda por el centro del campo, no generaban mayor peligro para la línea defensiva de Camerún.

Los " leones indomables" apenas insinuaron algo con la subida de los laterales Benoit Assou-Ekotto por izquierda y Stephane Mbia por derecha, pero el balón nunca llegó con claridad a Samuel Eto'o, casi desaparecido.

Justo cuando Camerún logró su primer tiro franco al arco japonés gracias a Eyong Enoh vino el gol de los asiáticos en la respuesta.

Una nueva subida por derecha de Matsui, que logró enviar el balón al área chica, donde cayó a los pies de Keisuke Honda en el borde izquierdo tras eludir a toda la defensa africana.

Fue fácil para Honda batir a un frenético Hamidou Souleymanou que nada pudo hacer.

La segunda parte se mantuvo en la misma línea que la primera, un Japón más movedizo con el control del mediocampo y un Camerún demasiado tibio en el frío atardecer de Bloemfontein.

Pese a que no tuvo un buen partido, fue necesario un chispazo de Eto'o a los 49 minutos para que los leones soñaran con el empate.

El hombre del Inter de Milán eludió a varios rivales por derecha y envió para Eric Choupo Moting, cuyo disparo cruzado desde el sector derecho del área y desde buena posición fue sin embargo desviado.

Con el correr de los minutos Japón comenzó a cederle el campo y el balón a Camerún, aunque siempre se mantuvo firme ante un equipo africano con pocas ideas.

Eto'o siguió intentando de a poco, ubicándose de armador en el centro del ataque tras los reemplazos ordenados por el técnico Paul Le Guen, pero siempre sin efectividad al llegar al área japonesa.

Los nipones siguieron corriendo y corriendo en todo el campo, aunque hacia el final renunciaron por completo al ataque.

De todas formas el suplente Shinji Okazaki estrelló un balón en el palo derecho de Souleymanou a los 84 minutos cuando el camerunés no pudo contener un disparo de media distancia del capitán Makoto Hasebe.

Camerún se acordó de tirar de lejos y tuvo quizá las más clara a los 86 cuando Stephane Mbia disparó un poco antes de la medialuna y el balón se estrelló en el ángulo derecho de Eiji Kawashima.

Un desborde por derecha del ingresado Geremi a los 90+3 paralizó el estadio cuando el arquero Kawashima salvó sobre la línea el toque de los delanteros africanos.

Japón saltó así al frente del Grupo E con tres unidades, aunque debajo de Holanda que a primera hora batió a Dinamarca 2-0 y que es líder por una mejor diferencia de goles.

Los asiáticos se enfrentarán a los holandeses el 19 de junio en Durban al tiempo que Camerún buscará mantenerse con vida en el torneo ante Dinamarca en Pretoria.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.