El Madrid vuelve a ganar y el Atlético es segundo

Cristiano Ronaldo sigue sin marcar, pero Dani Ceballos se estrenó como titular con un doblete y el Real Madrid sacó el sábado una victoria 2-1 de visita a Alavés, para ponerse cuarto en la liga española, que lidera con paso perfecto el Barcelona con un punto de ventaja sobre el Atlético de Madrid.

El Madrid, que venía de perder el miércoles de local ante el Betis y cuenta 11 puntos, tomó aire con su ajustada victoria gracias a tantos de Dani Ceballos a los 10 y 43 minutos, pero volvió a exhibir una imagen vulnerable ante el colista del campeonato, que al fin festejó un gol de Manu García (30) pero continúa pendiente de estrenar su casillero de puntos por la sexta fecha.

La jornada sabatina arrancó con la victoria del Atlético de Madrid por 2-0 ante Sevilla. El equipo dirigido por el argentino Diego Simeone quedó con 14 unidades y adelantó en la clasificación a Sevilla, un punto detrás.

El Barsa, único equipo que presenta paso perfecto con 15 puntos de 15 posibles, cierra la jornada en cancha del Girona.

Cristiano no ha gritado gol alguno en el torneo, donde se perdió por sanción las cuatro primeras fechas, y Zinedine Zidane sorprendió dejando en la banca al galés Gareth Bale, quizás pensando en el próximo partido de Liga de Campeones, el martes contra el Borussia Dortmund.

“El año pasado fue perfecto y en este no hemos tenido los resultados deseados, pero dudas no tenemos ninguna. Estamos muy comprometidos. Nos falla la pegada”, comentó el defensor madridista, Nacho Fernández.

El Atlético tumbó al Sevilla gracias a goles de Yannick Carrasco a los 46 minutos y Antoine Griezmann a los 69, y puso el cerrojo el resto del partido para endosarle al conjunto dirigido por el también argentino Eduardo Berizzo su primera derrota.

“La sensaciones son muy buenas. El equipo dio un paso al frente y compite de una manera brutal, juegue quien juegue. Dominamos todo el partido al ritmo que quisimos”, valoró el capitán rojiblanco, Gabi Fernández.

Hasta entonces, los sevillistas apenas habían permitido un gol en el torneo, pero se vieron impotentes para nivelar la balanza.

“El partido fue muy bueno y se nos escapa por una fatalidad. El primer gol decantó la balanza, luego se defendieron y nos costó crearles peligro. Nos falta dominar los últimos metros, podemos ir a más”, analizó Berizzo.

Diego Costa, recién reincorporado al Atlético tras su paso por el Chelsea, vio el partido desde un palco del nuevo estadio Wanda Metropolitano, mientras que el también goleador Fernando Torres no entró en la convocatoria de Simeone por cuestiones técnicas, lo mismo que el central uruguayo, José Giménez.

“Nos pone contentos la llegada de Costa. Nadie es más importante que el equipo”, recordó Simeone, pendiente ya del próximo compromiso de Champions. “El ambiente del estadio parece un circo romano y me emociona. El equipo ha interpretado bien el arranque de liga. Ahora pensamos ya en el Chelsea”.

Su compatriota Luciano Vietto se reivindicó con una buena actuación global y asistencia en el gol al contragolpe de Carrasco, mientras que Griezmann celebró su segunda diana del torneo con un zurdazo entre las piernas del arquero.

En Vitoria, Ceballos puso en ventaja al Madrid tras recibir de Marco Asensio, aguantar el achique de la defensa y soltar un derechazo junto al poste, imposible para la estirada de Fernando Pacheco.

Hubieran podido sentenciar los visitantes con su buen arranque, pero una volea de Cristiano se fue desviada, y Pacheco salvó con la mano un potente cabezazo de Nacho, posibilitando que el Alavés nivelara transitoriamente con un testarazo de García a centro de Munir El Haddadi.

La defensa madridista se mostró lenta en la jugada, pero Ceballos siguió a lo suyo y celebró el segundo al filo del descanso, cuando enganchó un mal rechace de Pacheco, molestado en el salto el chileno Guillermo Maripán.

El segundo tiempo fue un monologo rematador de Cristiano, que estampó dos tiros en la madera y rozó el poste en otros dos. Pero la suerte fue tan esquiva con el portugués como con el propio Alavés, que también impactó un disparo en el poste de Alfonso Pedraza.

Menos certero aún se reveló Sergio Ramos en el área local, donde el central madridista remató a las gradas un balón muerto cerca del punto de penal, y el Madrid rozó el drama con un segundo palo de Pedraza en escapada ante el costarricense Keylor Navas.

“Todas las derrotas son iguales. La gente nos da por muertos, pero nos quedan nueve meses y esto cambiará”, vaticinó García.

La programación sabatina se completa con el cruce Málaga-Athletic de Bilbao.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida