Mundial: Aguirre arremete contra salvadoreños

MEXICO (AP). Javier Aguirre se contuvo durante casi cuatro meses, pero el técnico de México finalmente estalló el viernes por los maltratos, según aseveró, recibió su equipo en El Salvador cuando se enfrentaron por las eliminatorias mundialistas.

Desde su arribo a la capital salvadoreña, para el duelo que se jugó el 6 de junio, los jugadores del "Tri" fueron recibidos con insultos, con aficionados usando cubrebocas y llamándolos enfermos, debido a la epidemia de gripe porcina que azotaba en México. El Salvador ganó 2-1.

Aguirre no lo olvida.

"No tenemos ánimo de revancha, no tenemos esa sensación de venganza, pero sí tenemos memoria y en esa memoria vivimos recuerdos de lo que nos pasó alla", afirmó Aguirre el viernes en una rueda de prensa.

"Llegamos y nos maltrataron. Usaron tapabocas humillándonos de un problema serio, nacional y para mí no vale ese escudo de que es parte del juego. No vale", indicó.

También hizo un contraste sobre el recibimiento que se les dio en junio con las facilidades que han tenido los salvadoreños, que desde hace varios días se encuentran en Querétaro, a unos 200 kilómetros al noroeste de la capital mexicana.

"Todo el trayecto del aeropuerto al hotel fuimos maltratados tremendamente. No pudimos salir del hotel en 48 horas. Nadie se pudo acercar a la puerta. Aquí están (los salvadoreños) en Querétaro y hasta autógrafos les pedimos", se quejó Aguirre.

El técnico le pidió a la afición que el sábado haga pesar en el estadio Azteca la condición de local como hizo El Salvador en su oportunidad. México necesita la victoria para clasificarse al mundial de Sudáfrica 2010.

"Ellos dicen que son 11 guerreros, pero van contra 100.000. No pueden venir a alardearnos... en mi casa no, no en mi casa", dijo Aguirre en tono molesto. "Ellos no respetaron el himno, el presidente de la federación (Justino Compeán) fue golpeado camino al palco y mis jugadores que no fueron al campo fueron golpeados y empujados del vestidor al palco, eso no se olvida".

Señaló que volvió a ver el video del partido previo y que le hizo recordar varias cosas que no tenía tan presentes.

"Ahora dicen que ojalá al árbitro no le pese el ambiente, pero allá nos anuló un gol, no marcó un penal sobre Andrés (Guardado), su portero se quedó tirado cuatro minutos por una falta ... Me parece que fue lamentable y vergonzoso", disparó Aguirre.

"Nos la comemos, pero nos acordamos y mañana nos vemos", indicó. "No es soberbia, no somos gigantes de nada, pero no se vale que allá se valga todo porque es parte del juego y aquí ya no me gusta. Somos un pueblo respetuoso, futbolero, pero en mi casa no, vamos a guerrear".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.