Mundial: Entre la incredulidad y la broma en Argentina

BUENOS AIRES (AP). Ante un inesperada citación del técnico Diego Maradona a la selección de Argentina, Martín Palermo reaccionó con incredulidad, mientras que Rolando Schavi y Rodrigo Braña pensaron que era una broma.

Los tres se mostraron hoy martes muy sorprendidos por ese llamado horas atrás de Maradona, quien los incorporó al equipo argentino que el sábado recibirá a Brasil en un duelo entre colosos por las eliminatorias mundialistas.

Es la primera vez que el goleador Palermo (Boca Juniors), el defensor Schiavi (Newell's Old Boys) y el volante Braña (Estudiantes) son llamados para estas eliminatorias. Y mientras Palermo vuelve a la selección tras nueve años de ausencia, Schiavi y Braña jamás la integraron

"Estaba volviendo a casa y me llamó Diego. No entendía nada. Me felicitó por el gol (el domingo frente a Lanús en la victoria de Boca 2-1) y me dijo que me espera para entrenar", declaró el "Titán" Palermo a la prensa.

"No me salía nada, sólo le dije gracias, nos vemos", agregó el goleador de 35 años, quien jugó por última vez con Argentina en la Copa América de Paraguay en 1999 cuando pasó a la historia por haber desperdiciado tres penales ante Colombia en el tiempo regular de juego.

Schiavi, por su parte, reveló que no podía creer que era cierta la convocatoria a la selección, por lo que llegó a preguntarle Maradona, si no se trataba de broma.

"Me dijo que no, que me tenía que presentar en Ezeiza" (donde se concentra Argentina), declaró Schiavi, de 36 años. "Todavía no lo puedo creer", agregó el defensor a canal deportivo por cable TyC.

Braña tampoco pensó que iría a ser llamado por Maradona, quien al no poder ubicarlo en forma telefónica tuvo que hacerlo por medio de su compañero en Estudiantes, Marcos Angeleri, ex jugador de la selección y que ahora está lesionado.

"Decime la verdad, ¿es en serio?", le preguntó Braña a Angeleri, porque no daba crédito a lo que le acababa de informar su compañero.

"Realmente no lo puedo creer, nunca me imaginé que podía jugar en la selección", subrayó el volante de 29 años, campeón con Estudiantes de la Copa Libertadores de 2009.

Palermo, Schiavi y Braña fueron llamados a último momento para cubrir eventuales deserciones de varios jugadores que están lesionados, entre ellos Sebastián Battaglia y Nicolás Burdisso, y que quizás no lleguen a tiempo para ese choque ante Brasil.

Argentina necesita ganar para no correr peligro de quedarse afuera de Sudáfrica 2010, mientras que Brasil marcha firme en la cima de la tabla.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.