Rooney, el más reciente astro que afronta la ira de Ferguson

LONDRES ( AP). Wayne Rooney posiblemente vivirá lo suficiente como para lamentar su caída en desgracia ante Alex Ferguson.

Si no, que se lo pregunte a David Beckham, Ruud van Nistelrooy y otros grandes del Manchester United, a quienes marginó sin compasión el hombre que ha dirigido el equipo con puño de hierro desde hace 24 años.

Hay quienes considerarían valiente o suicida el desmentido de Rooney de esta semana de que ha tenido dificultades con una lesión en un tobillo, en contradicción directa con las afirmaciones de septiembre de Ferguson.

Ferguson minimizó el viernes las versiones sobre la disputa con su afirmación de que " se trata de comentarios sin mayor repercusión", aunque se verá en las próximas semanas si está dispuesto a perdonar al jugador.

El entrenador inglés ha mostrado que no teme sacar el hacha contra jugadores que están en la flor de su carrera cuando siente que su autoridad es puesta en duda.

Beckam tenía 28 años cuando fue vendido al Real Madrid, en el 2003, cuatro meses después de que Ferguson pateara en un berrinche una zapatilla de fútbol en el vestidor y diera en la cara del mediocampista al término de un partido, en el estadio Old Trafford.

Según versiones de entonces, fue necesario separarlos tras el incidente y días después Ferguson dijo que estaba dispuesto a "desplazarse", pero Beckam fue el único que lo hizo: a España por 25 millones de libras (40 millones de dólares).

La disputa de Ferguson con Beckham fue la de mayor notoriedad mediática, pero ha habido otras.

El ex defensa central holandés Jaap Stam se había ganado su lugar como parte integral de la zaga de United para cuando había escrito su autobiografía "Cabeza contra cabeza". El texto contenía una serie de revelaciones y algunas involucraban a Ferguson.

En un principio, el entrenador simplemente dijo que Stam estaba "un poco avergonzado de todo" y que "lo lamentaba".

Semanas después y apenas jugados unos cuantos partidos del inicio de la temporada 2001-2002, el defensa fue vendido a Lazio, y Ferguson afirmó que creía que Stam, de 29 años, había "perdido un poco" de juego por una lesión en el tendón de Aquiles.

Después de Beckham, Ferguson obligó la salida del capitán y mediocampista Roy Keane en el 2005 debido a que el irlandés había despotricado contra sus compañeros y auxiliar Carlos Queiroz en el canal televisivo MUTV de United.

Van Nistelrooy también perdió una disputa con Ferguson un año después.

El entonces delantero holandés fue marginado de la final de la Copa de Liga del 2006 tras una disputa en los entrenamientos con Cristiano Ronaldo y fue vendido la siguiente temporada, a pesar de que había marcado en cinco campañas 150 goles en 220 partidos con United.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.