Sub20: Argentina se sostiene con la actitud

CARTAGENA, Colombia ( AP). Instalada en los cuartos de final, la andadura de Argentina en el Mundial Sub20 se enmarca bajo una tónica: este es un equipo que juega al filo del riesgo.

Sin brillo colectivo, Argentina sigue adelante gracias a un puñado de individualidades y una defensa sólida.

El ganar con mucho susto tiene sin cuidado al técnico Walter Perazzo, al plantear las propias necesidades de un torneo en el que no se cansa de insistir es reñido.

" Sostengo que este plantel es un grupo de hombres que son solidarios, trabajadores, constantes, que rinden muchísimo", afirmó Perazzo al resaltar el oficio de la Albiceleste.

En un partido en el que todos los goles fueron anotados mediante penales, Argentina alcanzó los cuartos de final tras vencer 2-1 a Egipto el martes.

A veces, Argentina cede la iniciativa. El ritmo de sus partidos se altera en cualquier momento, lo cual se apreció durante varios tramos del duelo con Egipto.

" Teníamos el partido controlado y al final nos complicaron con pelotazos", comentó el defensor Leandro González Pirez.

En sintonía, Perazzo comentó que los egipcios crecieron al verse abajo 2-0 en el segundo tiempo y que Argentina se complica a sí misma al no aprovechar las ocasiones de gol que crea.

" Lo pudimos haber definido antes", admitió Perazzo.

Los buenos ratos de Argentina son aislados, concebidos en primacía por su volante Erik Lamela, quien metió los dos penales ante Egipto. También se destacan las apariciones de Carlos Luque por la banda izquierda y Juan Iturbe aporta vértigo con su velocidad.

Pero cada uno arrastra deficiencias. El desequilibrante Lamela disputa el torneo disminuido por una dolencia en el tobillo izquierdo. Aunque provocó las faltas para ambos penales, una de ellas con un toque de picardía, Luque no fue tan protagonista contra Egipto como en el partido que cerró la primera ronda ante Corea del Norte. Iturbe insinúa peligro cada vez que toca la pelota, pero su constante han sido las imprecisiones cuando encara el arco rival.

Como sea, Argentina se las arregla y en eso también incide una defensa que hasta encajó el penal de Mohamed Salah, a los 70 minutos, hilvanó un total de 340 con el arco invicto.

Ahora, en cuartos de final, le tocará un adversario que es su gemelo. Portugal no ha endosado goles en contra, pero ha sorteado rondas con lo mínimo. La última fue al ganarle a Guatemala por 1-0, con un penal de Nelson Oliveria y sufriendo al final ante un conjunto centroamericano que recibió 11 goles en sus dos primeros encuentros.

Argentina echará de menos a su volante Adrián Martínez por acumulación de tarjetas, pero recuperará al centrocampista Roberto Pereyra tras purgar una fecha de suspensión por ese motivo.

El partido será en la calurosa Cartagena, lo cual supone un cambio radical a las condiciones a las que se acostumbró al jugar sus primeros cuatro partidos en el clima mucho más benévolo de Medellín, es decir de la montaña a la costa caribeña.

"Será algo distinto, pero vamos a estar preparados", dijo González Pirez. "El calor afectará a los dos".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.