El United se sitúa líder provisional tras vencer al Liverpool

LONDRES, (AFP) - El Manchester United se colocó provisionalmente en cabeza de la liga inglesa de fútbol, tras ganar 2-1 este sábado en la 25ª jornada al Liverpool, en un partido marcado por una nueva polémica entre Luis Suárez y Patrice Evra, ya que el uruguayo se negó a dar la mano al francés.

El atacante charrúa, que redujo distancias en el minuto 80 tras el 'doblete' para los locales de Wayne Rooney (47, 50), mostró así su enfado por las acusaciones de insultos racistas que sufrió de Evra hace cuatro meses y que provocaron una suspensión de ocho partidos y una multa de 48.000 euros.

La imagen más esperada era la del saludo entre los jugadores antes del partido, pero Suárez pasó de largo ante Evra, a pesar de qué éste agarró el brazo del uruguayo para intentar forzar el apretón, pero el delantero se liberó con un gesto brusco y estrechó la mano del siguiente, el español David De Gea.

Durante el resto del partido, la tensión entre ambos estuvo muy presente, pero sus equipos estuvieron atentos para evitar un enfrentamiento directo cuando ambas formaciones se retiraron a los vestuarios.

Este encuentro de máxima rivalidad fue el primero que Suárez, que siempre ha negado cualquier acusación de racismo, juega frente al United desde la gran polémica vivida en los últimos meses por lo ocurrido en el estadio de Anfield el 15 de octubre.

En lo estrictamente deportivo, el Manchester United fue el gran vencedor del duelo, ya que los tres puntos le permiten colocarse primero provisionalmente, con un punto más que el Manchester City, desplazado ahora a la segunda plaza y que juega el domingo en un campo complicado, el del Aston Villa (13º).

Rooney fue decisivo justo al regreso del descanso (47, 50), con dos goles en los que demostró su instinto natural y que le permiten colocarse segundo en la tabla de máximos anotadores del campeonato, con diecisiete, a cinco del holandés Robin Van Persie (Arsenal).

Suárez, el hombre más peligroso de los 'Reds', dispuso de buenas ocasiones, pero sólo pudo convertir una, en el minuto 80, para dar esperanzas temporalmente a los suyos.

El Manchester United se cobró además la revancha ante su gran enemigo histórico, con el que había perdido hace dos semanas por idéntico resultado (2-1), quedando eliminado en los dieciseisavos de final de la Copa inglesa.

La primera parte decepcionó, con dos equipos muy conservadores y temerosos de cometer algún error, pero Rooney revolucionó todo tras el descanso.

Primero remató de volea en el 47, directo a la red en un saque de esquina y luego aprovechó con un remate raso un gran pase del ecuatoriano Antonio Valencia, uno de los mejores del partido y que acababa de robar un balón a Jay Spearing a treinta metros de la portería visitante.

Suárez, que volvió a la competición la pasada semana, aprovechó en el 80 un error de Rio Ferdinand que le dejó solo en el área pequeña, para marcar a placer, a un metro de De Gea, el 2-1 final, sin que su equipo pudiera conseguir luego el empate.

En el resto de partidos de la jornada destacó la derrota del Chelsea (5º) en el terreno del Everton (10º) por 2-0, en un encuentro donde los 'Blues' no tuvieron opción y se vieron superados por los tantos del sudafricano Steven Pienaar (5) y el argentino Denis Stracqualursi (71).

El Arsenal aprovechó para ponerse cuarto, igualado a puntos con el Chelsea, gracias a su victoria en Sunderland (9º) por 2-1, en un partido que remontó en la recta final con los goles del galés Aaron Ramsey (75) y el francés Thierry Henry (90+1), en su adiós a la Premier League antes de volver a Nueva York.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.