Duelo entre 2 defensas intimidantes por el título de la NFC

FILADELFIA (AP) — Un equipo tiene una defensa agobiante. El otro tiene la mejor de la NFL, según las estadísticas.

Se dice que las defensas ganan campeonatos. En este caso, al menos el de la Conferencia Nacional.

Dos de las mejores defensas de la liga se enfrentarán el domingo cuando los Eagles de Filadelfia (14-3) reciban a los Vikings de Minnesota (14-3) en la final de la NFC.

“Ellos tienen una defensa tremenda, nosotros también tenemos una gran defensa”, dijo el linebacker de los Eagles, Nigel Bradham. “Ganará el equipo más completo”.

Los Vikings permitieron la menor cantidad de yardas (275.9) y la menor cifra de puntos por partido (15.8). Los Eagles fueron cuartos en la liga en yardas permitidas (306.5) y cuartos en puntos (18.4).

“Usualmente, cuando tienes una buena defensa, vas a mantenerte con posibilidades de ganar partidos”, señaló el entrenador de los Vikings, Mike Zimmer. “Y luego puedes ganarlos al final”.

Minnesota tiene tres jugadores de su defensa elegidos al Pro Bowl: el defensive end Everson Griffen, el linebacker Anthony Barr y el cornerback Xavier Rhodes. El safety Harrison Smith y Rhodes son All-Pro.

“Es una defensa agobiante”, comentó el entrenador de los Eagles, Doug Pederson. “(Griffen) puede estropearte un partido. Mezclan un poco de todo, y no sabes con qué te van a atacar. Rhodes es un corner tremendo, y los safeties están jugando muy bien”.

El tacle defensivo Fletcher Cox y el safety Malcolm Jenkins son los jugadores de Filadelfia seleccionados al Pro Bowl. El defensive end Brandon Graham tuvo una temporada excelente, y los cornerbacks Ronald Darby y Jalen Mills están entre los mejores de la liga.

Todos los comentarios sobre la defensa de Minnesota parecen motivar a Filadelfia, que es desfavorecido en las apuestas por segunda semana consecutiva.

“Cuando enfrentas a la mejor defensa, según las estadísticas, obviamente que es una motivación”, dijo Cox. “Sabemos que el que juegue mejor en la defensa va a ganar el partido. Estamos preparados y no vamos a cambiar nada”.

En el otro lado de la cancha, ambos equipos llegan con quarterbacks suplentes.

Case Keenum y Nick Foles fueron compañeros en St. Louis en 2015 y comenzaron esta campaña en la banca. Keenum brilló con los Vikings después que Sam Bradford sufrió una lesión, mientras que Foles ha ganado tres de los cuatro partidos que jugó desde que Carson Wentz se rompió los ligamentos de una rodilla.

Las defensas probablemente se enfocarán en detener el juego por tierra, para obligar a los quarterbacks a tomar las riendas.

“Tenemos que obligar a Nick Foles a que trate de ganar este partido”, dijo Griffen. “Tenemos que detener el juego terrestre, afectarlo y darle la pelota a nuestra ofensiva lo más posible, para que anoten puntos”.

Curiosidades, videos, noticias y más de la Copa Mundial ¡AQUÍ!

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida