Manny Pacquiao vence al mexicano Juan Manuel Márquez

LAS VEGAS (AP). Manny Pacquiao escapó de nuevo en una decisión que dejó a Juan Manuel Márquez echando chispas una vez más.

El boxeador filipino sensación fue llevado al límite el sábado por la noche antes de llevarse una decisión mayoritaria que enfureció al peleador mexicano y a muchos aficionados que saturaron la MGM Grand arena en una pelea por el título de peso welter de la OMB.

Si bien fue un combate cerrado, la victoria ayudó a Pacquiao a seguir con una sorprendente carrera que lo ha convertido en uno de los más fascinantes peleadores del boxeo profesional.

Pacquiao fue considerado el ganador en dos tarjetas de los jueces, mientras que el tercero decretó el combate como empate. Fue una cerrada victoria del congresista filipino, que recibió mucho castigo a lo largo de los 12 asaltos.

La tercera pelea entre ambos boxeadores fue tan cerrada como las dos anteriores, y para cuando el combate terminó tras 12 rounds, el resultado seguía en duda. Pacquiao ganó algunos asaltos a base de pura agresividad, mientras que Márquez ganó otros con un brillante contragolpeo que evitó que Pacquiao pudiera entrar a la guardia del mexicano.

"Es difícil cuando peleas contra tu rival y también contra tres jueces", dijo Márquez.

Las apuestas estaban en contra de Márquez 7-1, pero desde el inicio de la pelea quedó claro que estaría metido en la pelea. El mexicano logró abrir la guardia del filipino con rectos de derecha casi siempre que buscó entrar y conectó fuertes combinaciones a lo largo del combate.

Pacquiao fue el agresor durante toda la noche, y también logró conectar sólidos golpes. Pero cuando la decisión fue anunciada, el público abucheó mientras Márquez perdía nuevamente una pelea cerrada.

Márquez, quien había criticado los resultados de las dos peleas previas, bajó molesto del ring.

"Me robaron", dijo Márquez. "No sé qué más tengo que hacer para ganar".

Un juez decretó empate con tarjeta de 114-114 y los otros dos vieron ganar a Pacquiao 115-113 y 116-112. La tarjeta de The Associated Press terminó con empate de 114-114.

Pacquiao continuó con su excepcional carrera hacia la victoria, pero no llegó fácil. Tuvo problemas toda la noche para hallar su distancia y cuando lograba entrar, Márquez muchas veces se hacía a un lado y conectaba otro golpe de derecha.

Fue el tercer encuentro entre los dos boxeadores, aunque en esta ocasión fue peleado en 144 libras de peso en lugar de las 125 como sucedió en su primera pelea hace siete años. Esa pelea estuvo pareja y el filipino ganó por decisión dividida en el segundo enfrentamiento en 2008 en el peso de las 130 libras.

El público que generó un lleno total en la MGM Grand arena lanzó botellas y latas hacia el ring tras la decisión.

"Mis seguidores están muy contentos porque ellos consideraron que gané", dijo Pacquiao cuando se le preguntó sobre la reacción de la multitud.

Márquez peleó retrocediendo toda la noche y eso pudo haber sido su ruina. Pese a que conectó bien en momentos, Pacquiao lo encaró durante la mayor parte de la contienda.

Pacquiao se llevó una bolsa de al menos 22 millones de dólares por la pelea, mientras que el mexicano recibió cinco millones.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.