Mayweather impone su ley y derrota al mexicano Márquez

LAS VEGAS (AFP) - El púgil estadounidense Floyd Mayweather regresó de un retiro de dos años e impuso su ley sobre el encordado, para vencer de forma unánime al mexicano Juan Manuel Márquez, en pelea realizada la noche del sábado en el hotel MGM de Las Vegas (Nevada).

Mayweather, que no peleaba desde el 8 de diciembre de 2007, cuando desmanteló al británico Ricky Hatton en 10 rounds, recibió al cabo de los 12 asaltos tarjetas de 118-109, 120-107 y 119-108

El pleito se llevó a cabo en los pesos welters, sin título en juego, y le abrió a Mayweather el camino a una megapelea contra el astro filipino Manny Pacquiao, si este vence al puertorriqueño José Miguel Cotto el 14 de noviembre en esta misma plaza.

'Money' Mayweather, séxtuple campeón mundial en cinco divisiones, desmanteló por completo al 'Dinamita' Márquez, ex monarca de tres categorías.

"Floyd Mayweather está de regreso. El mejor está de regreso", gritó el norteamericano a los cuatro vientos, sobre el mismo encordado de Las Vegas.

El norteamericano, de 32 años, se llevó una bolsa de 10 millones de dólares mientras Márquez se fue con otra de 3.2 millones, más los 600.000 dólares que el estadounidense debió pagar por pasarse dos libras del peso estipulado para este combate, 144.

Mayweather mantiene su foja invicta en 40 peleas, con 25 triunfos por nocáut, mientras Márquez tiene ahora récord de 50-5-1, 37 victorias antes del límite.

El púgil de Las Vegas tuvo a su favor ventaja de estatura (1.73 m) y alcance (1.83 m), mientras Márquez peleó valientemente desde sus 1.70 m en ambos parámetros.

Mayweather acudió a su amplio arsenal de herramientas para desmontar a Márquez asalto por asalto, y rubricar de paso una de sus mejores peleas, por lo táctica y lo práctica.

El jab del norteamericano fue un castigo permanente en la cara de Márquez, su izquierda un demonio que el mexicano no pudo exorcisar, y su velocidad de manos y piernas le hicieron estar en todos lados, y en ninguno a la vez.

Luego de un primer round donde ambos estuvieron provocándose para ver quien cometía el primer fallo y abría una brecha en la defensa, la pelea se 'calentó' en el segundo, cuando Mayweather envió al encerado por única vez a Márquez.

"No son excusas, pero se hizo sentir mucho la difrencia de peso", dijo Márquez. "Floyd es muy rápido, y sólo sentí su pegada en el segunfoi asalto".

En el último minuto del tramo, 'Dinamita' Márquez explotó el primer cartucho en la cara de Mayweather, quien acusó el impacto con una sonrisa, y segundos después el americano replicó con un gancho zurdo al mentón, para sentar al mexicano en la lona.

El público, dividido a partes iguales, estalló en gritos de angustia y alegría. Márquez se leventó sereno, y siguió buscando a su adversario, quien con rápidos movimientos de pies y torso se quitaba las embestidas.

En el cuarto, las gradas comenzaron a animar al azteca con el grito de guerra de '¡Sí se puede!, ¡Sí se puede!', y éste se inspiró para meter una mano zurda en el plexo del ex 'Niño Lindo', que ahora se hace llamar 'Money'.

Empero, aunque Márquez fue subiendo su boxeo, tenía enfrente a una sombra. Era como pelear contra una nube, sin un blanco preciso y material, y recibiendo rayos y centellas inesperadas por todos lados.

Elusivo e incisivo, Mayweather fue soltando golpes desde todas las distancias, sobre todo con su mano izquierda, y en el quinto mandó al mexicano a su esquina con sangre en la nariz.

A medida que pasaba el combate, la sonrisa de Mayweather se iba ampliando, desafiando a Márquez en los intercambios, donde su velocidad de mano le daba plena ventaja.

Los últimos tres cuadros, Mayweather desembarcó duros golpes, pero el mexicano aguantó a pie firme, algo que otros de mayor corpulencia no pudieron hacer ante el norteamericano.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.