Pacquiao tiene que concentrarse en Cotto

LAS VEGAS ( AP). Manny Pacquiao pasó muchas semanas preparándose para una de las noches más importantes de su vida. Cientos de horas guanteando en gimnasios, casi las mismas corriendo por calles desiertas en la madrugada.

Y sin hablar de todas las noches practicando con su banda.

Muchos creen que Miguel Cotto será el oponente más difícil de Pacquiao cuando se enfrenten el sábado por la noche en un combate en las 145 libras, en el que estará en juego el título welter de la OMB del puertorriqueño.

Pero después de intercambiar golpes, Pacquiao tiene que complacer a otro público cuando suba a la tarima con su banda esa misma noche en un concierto en Las Vegas.

Su entrenador preferiría que se concentre únicamente en el combate, pero Freddie Roach sabe que el filipino no puede estar inactivo dentro o fuera del cuadrilátero.

" Por supuesto que me opongo al concierto", dijo Roach. " Pero él hace muchas cosas. Siempre está haciendo algo".

Eso incluye desde ayudar a las víctimas de un reciente tifón en las Filipinas hasta protagonizar una película de acción llamada " Wapakman". El padre de cuatro hijos tiene tantas actividades con las que cumplir que hasta sus asesores tienen problemas para llevar la cuenta.

Pero nada de esto importa si el sábado no consigue otro triunfo para asegurar su legado como uno de los mejores púgiles en la historia y el primero que se corona en siete pesos distintos.

" Para mi el boxeo es una forma de entretenimiento", dijo Pacquiao. " Hay que entretener a la gente. Hay que ganarse su confianza".

Pacquiao ha hecho precisamente eso en sus dos últimas peleas, en las que le dio una paliza de tal magnitud a Oscar de la Hoya que el estadounidense tiró la toalla, y noqueó de forma fulminante a Ricky Hatton con un solo golpe.

Una victoria de Pacquiao posiblemente dejaría la mesa servida para un choque con Floyd Mayweather Jr. en la que sería una de las peleas más anticipadas en la historia.

" Esta es la pelea más importante en mi vida. Ganar siete títulos significa que en 20 ó 30 años la gente no olvidará mi nombre. Manny Pacquiao seguirá vigente".

Pero antes el filipino tiene que enfrentarse con un boxeador que apenas perdió una vez en su carrera, que es un peso welter natural y que posee una devastadora pegada capaz de derribar a cualquiera.

Además, Pacquiao sólo ha peleado un solo combate por arriba de las 145 libras (65,77 kilos).

El combate pautado a 12 asaltos será ante un lleno en la arena del hotel y casino MGM Grand y será trasmitido por circuito cerrado de televisión de paga.

En la ceremonia de pesaje el viernes, Pacquiao dio en la báscula 144 libras (65,32 kilos), su mayor peso de su historia, por 145 libras de Cotto.

El combate fue pactado en 145 libras por insistencia del campamento de Pacquiao.

A la ceremonia del pesaje asistieron unos 7,000 aficionados al boxeo.

La pelea tiene todos los ingredientes para ser entretenida porque Pacquiao jamás deja de atacar, mientras que a Cotto le encanta agobiar a sus oponentes con golpes desde todos los ángulos.

Además, queda la duda sobre la quijada de Pacquiao ante un rival más grande, y de cuánto se recuperó Cotto de la paliza que le propinó Antonio Margarito el año pasado.

Las apuestas favorecen a Pacquiao, en gran parte por el desempeño en sus dos últimos combates y porque ha logrado lo más difícil en el boxeo: subir de peso con la misma velocidad y aumentando el poder de su pegada.

" Creemos que tenemos una ventaja en velocidad y también en poder", dijo Pacquiao. " Mi velocidad sigue ahí, y si tienes velocidad puedes generar poder".

El plan de Pacquiao es atacar mucho y temprano, y no dejar que Cotto agarre confianza.

" Si lo dejamos ganar los primeros asaltos va a creer que puede pelear con Manny", comentó Roach. " Mi labor es no dejar que eso suceda".

Cotto tuvo dificultades para ganar su más reciente pelea, una decisión dividida ante Joshua Clottey en la que peleó casi todo el combate con un enorme tajo sobre un ojo.

Roach cree que Cotto no es el mismo desde la derrota contra Margarito y que ha perdido velocidad.

Cotto recibirá la mitad de los 13 millones de dólares que Pacquiao tiene garantizados por la pelea. También tiene que lidiar con un entrenador de poca experiencia en la esquina, y la posibilidad de que se vuelva a abrir el tajo que sufrió contra Clottey.

" Sólo es una pelea", afirmó el boricua. " No me importa si la gente quiere que gane o no. Si él cree que va a ganar siete títulos en siete divisiones, escogió el momento equivocado, el peleador equivocado y el oponente equivocado. Si cree que va a ganar su séptimo título contra Miguel Cotto, está muy equivocado".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.