Los Red Bull abritrarán en casa el duelo Rosberg-Hamilton

SPIELBERG BEI KNITTELFELD (AFP). Para "su" Gran Premio de Austria de Fórmula 1, Sebastian Vettel y Daniel Ricciardo esperan aprovechar la ventaja de correr en casa el domingo para confirmar su buen momento y meterse en la lucha por el título mundial, que por ahora se ha limitado al duelo Nico Rosberg-Lewis Hamilton.

La victoria hace dos semanas en Montreal en el GP de Canadá para la escudería Red Bull cayó en el momento justo, después de un inicio de temporada marcado por el dominio neto de Mercedes-AMG.

En la última carrera antes del GP austríaco a disputarse en el circuito Red-Bull-Ring de Spielberg, en el sudeste del país, Ricciardo festejó a sus 24 años el primer triunfo de su carrera en un Gran Premio, al superar al alemán Rosberg en la última vuelta.

"Es genial regresar a casa en la pista Red Bull Ring tras un fin de semana increíble en Canadá", afirmó el australiano.

El vigente campeón mundial, el germano Sebastian Vettel, quien está en dificultades con su auto desde el inicio de temporada, entró tercero en Canadá y se permite soñar con una recuperación, aunque le teme a la realidad.

"Es extremadamente frustrante ver que nada funciona en nuestros autos en las rectas. Lo siento, pero hay que decirlo", se quejó Vettel de cara al GP austríaco, en el que espera que todo cambie.

- Prueba para Mercedes -

El triunfo de Ricciardo sorprendió, sobre todo por el dominio de Mercedes-AMG desde el inicio del campeonato. Eso fue un golpe para Rosberg y para Hamilton. Aunque en el juego de la regularidad, Nico se presenta mejor, con dos victorias y cinco segundos puestos para un total de 140 puntos en la clasificación del Mundial, mientras Lewis se impuso en cuatro ocasiones pero con dos abandonos que lo castigaron (118 puntos).

En Montreal, las dos "Flechas de Plata" sufrieron sus primeros problemas serios de fiabilidad, especialmente por el calor.

"Esa carrera mostró hasta qué punto las cosas pueden cambiar rápido, no sólo entre nuestros pilotos, sino que también para las otras escuderías", explicó Toto Wolff, el austríaco que encabeza el equipo Mercedes.

Pero un segundo mal desempeño seguido, en Austria, no está en los planes de Wolff. "Analizamos inmediatamente lo que pasó para comprender mejor y rectificar, así no se vuelve a repetir", apuntó Wolff, para quien el GP de Austria tendrá un valor de prueba vital para Mercedes frente al resto de la temporada.

- El circuito, una novedad -

Contrariamente a las siete primeras carreras de la temporada, el circuito austríaco constituirá una novedad para la mayoría de los pilotos, ya que el pequeño país alpino vuelve al calendaraio de la Fórmula 1 tras exactamente 11 años de ausencia.

Salvo Fernando Alonso, Jenson Button, Felipe Massa y Kimi Raikönnen, el resto doblará por curvas en las que nunca aceleró.

"Jamás ha manejado en este circuito, pero he trabajado en un simulador y estoy seguro de que voy a aprender rápido una vez que esté en pista", estimó Hamilton.

El extremo calor en la pista canadiense de Gilles-Villeneuve había jugado un rol importante en el bajón de nivel de Mercedes. Pero para Spielberg, la lluvia debería darse cita para los primeros ensayos libres, aunque luego el sol debería imponerse sin desatar temperaturas altas, según las previsiones del servicio meteorológico austríaco. Eso ayudaría a Mercedes a retomar su nivel hegemónico en lo que va del año.

La última edición del GP de Austria tuvo como ganador al 'barón rojo' de la F1, Michael Schumacher, quien estableció el mejor tiempo del circuito en esa ocasión.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes.


Tu emisora... Parte de tu vida