Análisis: Crisis de EEUU y Europa tienen similitudes

WASHINGTON ( AP). La profunda crisis deudora de Europa tiene su contraparte en Estados Unidos por la incapacidad del presidente Barack Obama y el Congreso de alcanzar un acuerdo bipartidista encaminado a reducir el déficit.

A ambos lados del Atlántico, los líderes enfrentan serias dificultades para tomar decisiones duras e impopulares. Y no es sino hasta el último momento en que se logra conjuntar las soluciones, si es que se logra, mientras la economía global pende de un hilo.

Lo que ocurre en Europa es importante para los estadounidenses. Ya ha tenido consecuencias económicas para los exportadores de Estados Unidos, debido a una disminución en la demanda de sus productos por parte de los consumidores europeos y al creciente valor del dólar frente al euro.

Los mercados accionarios estadounidenses han sido golpeados durante meses a medida que la crisis se extendió de Grecia a otras economías más solventes, entre ellas la de Italia y España, e incluso ha tenido consecuencias en la capacidad de Alemania para vender sus bonos.

Entre más empeore la situación en Europa, es más probable que el contagio se extienda a Estados Unidos.

En estos momentos el panorama se ve mucho más grave en la Unión Europea, que parece estar a punto de recaer en una recesión.

Con la espalda contra la pared, y ante las advertencias de algunos economistas de que el euro podría estar a punto de desbaratarse como moneda, los líderes europeos se apresuran para encontrar un pacto que impida la fractura de su unión monetaria. Pero el tiempo se agota.

Estados Unidos no está tan cerca del borde del precipicio, pero sí enfrenta un problema político paralizante. El fracaso la semana pasada del comité bipartidista para alcanzar un acuerdo con el fin de recortar el déficit gubernamental dejó ver una vez más que el Congreso está atascado en riñas partidistas, lo que probablemente haga improbable que se alcance un acuerdo sobre la creación de empleos, el gasto público y los impuestos antes de los comicios presidenciales de noviembre del año próximo.

Los dos partidos se culparon mutuamente por el estancamiento. Los republicanos criticaron a Obama por no hacer más para apuntalar un acuerdo, e incluso un legislador demócrata insinuó que " el público no puede quedar totalmente absuelto de responsabilidad".

"Nos eligieron", dijo Barney Frank, demócrata de alto rango en el Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes, en una conferencia de prensa convocada el lunes para anunciar su retiro después de más de tres décadas de servicio.

" El Congreso no es una especie de entidad autónoma que ingresó en paracaídas a través del domo", agregó. " Fuimos elegidos".

Existen múltiples paralelismos entre la crisis en Estados Unidos y la de Europa, ambas influidas por una parálisis política y por la tendencia a dejar las cosas para después.

" Tiene que ver con el hecho de que políticos en las dos áreas han tomado lo que es un problema inherentemente manejable y lo han convertido en una crisis debido a sus acciones o a su falta de acciones", señaló Nariman Behravesh, economista en jefe de IHS Global.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes