El BM exhorta a Latinoamérica a hacer ajustes fiscales graduales

América Latina debe emprender ajustes fiscales graduales para consolidar e impulsar su crecimiento, aprovechando que, con excepción de Venezuela, se encuentra en la senda de la recuperación económica, afirmó el martes el Banco Mundial.

"Los persistentes déficits y altos niveles de endeudamiento pueden poner en riesgo los logros alcanzados en las últimas décadas, como la baja inflación, la reducción de la pobreza y la desigualdad y la generación de crecimiento inclusivo", dijo Carlos Végh, economista jefe del Banco Mundial para América Latina y el Caribe.

"A largo plazo, menores déficits fiscales y menores cargas de deuda ayudarían a consolidar estos logros y a impulsar el crecimiento", añadió, al presentar el último informe semestral de su oficina.

El documento "Ajuste fiscal en América Latina y el Caribe: ¿Costos en el corto plazo, beneficios en el largo?" alerta sobre la frágil situación fiscal en la región luego de años de débil crecimiento.

Y destaca que, ante un entorno externo positivo (mayor precio de los commodities, crecimiento de Estados Unidos y China, alta liquidez internacional), lo mejor para aprovechar la reactivación actual es construir espacio fiscal.

Apurar reformas fiscales y estructurales, en especial en sistemas previsionales, permitirá aplicar políticas contracíclicas cuando las condiciones sean menos favorables, y liberará recursos para disponer ante potenciales desastres naturales, dijo el BM, e insistió en la gradualidad de los ajustes para no afectar las transferencias sociales.

El informe indica que 31 de los 32 países de la región tuvieron un déficit fiscal total en 2017 y la deuda pública para el conjunto se ubicó en 57,6% del PIB. Venezuela incluso fue declarada en cesación de pagos.

Por eso, el BM instó a los países a sumarse a los ajustes graduales que ya comenzaron a hacer Ecuador, Uruguay, México, Colombia, Argentina, El Salvador y Panamá.

"El gasto ineficiente e improductivo debe volverse el foco de las reformas", subrayó el BM.

El BM dijo el martes que el crecimiento de Latinoamérica y el Caribe fue de 1,1% en 2017, con una proyección de aumento del 1,8% en 2018 y 2,3% en 2019, en línea con lo anunciado por el Fondo Monetario Internacional (FMI) este martes.

Según el BM, excluyendo a Venezuela, que se prevé se contraiga 14,3% en 2018, la expansión en América Latina será de 2,6% este año y de 2,8% en 2019.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes