BP posterga perforación de pozos de alivio en el Golfo

ETIQUETAS

NUEVA ORLEANS (AP). Luego de varios días de avances para frenar el derrame de crudo en el Golfo de México, BP suspendió este miércoles por hasta dos días tanto la solución temporal del problema, con el nuevo embudo colocado sobre el pozo, como la perforación de dos pozos de alivio destinados a cegar definitivamente el sitio de la fuga.

BP explicó vagamente las razones que la llevaron a postergar las pruebas de una nueva tapa de contención de petróleo en el pozo y de por detuvo, por un máximo de 48 horas, la perforación de los pozos de alivio destinados a conectarse con el pozo dañado desde el subsuelo marino.

Los pozos de alivio deben permitir la inyección de cemento y barro en el pozo averiado para detener definitivamente el derrame de crudo.

El vicepresidente de BP Kent Wells dijo en una conferencia de prensa matutina que la suspensión se hizo a petición de funcionarios del gobierno estadounidense, que consideraron que hacían falta más estudios antes de realizar una serie de pruebas clave sobre el embudo y su tapa.

En tanto, el petróleo seguía fluyendo a las aguas del Golfo este miércoles.

Wells no hizo compromiso alguno de que BP retome su plan con certeza, que estaba en marcha hasta el martes por la noche, de detener la fuga cerrando gradualmente las válvulas del embudo invertido recién colocado, con la meta de detener la salida de crudo por primera vez en tres meses.

"Queremos seguir adelante con esto tan pronto como estamos listos", dijo.

Wells dijo que la prueba con el embudo, que podría someterlo a una fuerte presión adicional, podría tener cierto efecto en los pozos de alivio, pero no dio más detalles.

El cronograma de los pozos de alivio ha sido muy flexible y tanto el gobierno como los directivos de BP han dado estimaciones que van desde fines de julio a mediados de agosto antes de que puedan completarse.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes