Bancos no reducirán pagos a empleados pese a crisis

NUEVA YORK (AP). Pese al derrumbe de Wall Street, los principales bancos de Estados Unidos se aprestan a pagarle a sus empleados tanto o más que el año pasado, inclusive las bonificaciones que se otorgan por rendimiento personal y desempeño de las compañía.

En lo que va del año, nueve de los principales bancos estadounidense, incluso aquéllos que han recortado miles de empleos, han visto un crecimiento en los costos totales por salarios, beneficios y bonificaciones en un promedio del 3% con respecto al año previo, según un estudio realizado por The Associated Press.

"Los contribuyentes han perdido sus ahorros de toda la vida, y ahora se les pide que rescaten a las corporaciones", dijo el procurador de Nueva York, Andrew Cuomo, a la AP. "Es como, apalear al marido engañado, eso de continuar pagando mayores bonificaciones y compensaciones exorbitantes".

Los bancos decidirán cuánto pagar en bonificaciones en los próximos meses. Sólo porque están acumulando dinero para pagar incentivos no significa que pagarán el dinero en conjunto.

Pero algunos bancos están apartando considerables sumas de dinero. En Citigroup, que recortó 23.000 empleos este año en medio de la crisis, el pago de gastos en los primeros nueve meses ascendió a 25.900 millones de dólares, 4% más que en el mismo período el año pasado.

Típicamente, un 60% del ingreso de Wall Street es destinado a sueldos y beneficios, mientras que un 40% va para pagar a fin de año bonificaciones que dependen del rendimiento, tanto individuales como de las compañías, comentó Brad Hintz, un analista bursátil de la firma Sanford Bernstein y ex jefe financiero de Lehman Brothers.

"El objetivo fundamental del plan de compensación es permitir que un empleado se vuelva rico", destacó Hintz. Asimismo señaló que se supone que al empleado se le paga por "estar expuesto al riesgo de la casa matriz".

Este será el año en que se ponga a prueba esa estructura.

La crisis financiera, que fue provocada por montañas de bienes relacionados a hipotecas impagas, llevó a los bancos al colapso y al estancamiento del crédito, además de motivar al Congreso a aprobar una paquete de rescate de 700,000 millones de dólares.

Además de esa cifra, el gobierno inyectará otros 125,000 millones de dólares en compras de acciones en los nueve bancos principales, citadas por el estudio de AP sobre el pago de compensaciones.

Entre esos bancos, además de Citigroup, figuran Bank of New York Mellon, Goldman Sachs, Morgan Stanley, JPMorgan Chase, Bank of America, Merrill Lynch, Wells Fargo & Co., y State Street. Otros 125,000 de dólares también serán puestos a disposición de otros bancos.

Aquellos bancos que acepten dinero del Tío Sam deberán cumplir con normas que limitan los pagos a ejecutivos, incluso los conocidos como paracaídas dorados para los ejecutivos salientes. No se han impuesto restricciones a los pagos en general.

Con toda certeza los empleados están nerviosos, preguntándose si en realidad recibirán bonificaciones. Muchos corredores bursátiles, banqueros y asesores financieros casi no ha recibido noticias sobre el monto de esas bonificaciones, ni tampoco si serán una realidad.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes