Brasil ampliará inversiones para que economía crezca

BRASILIA (AP). Brasil aumentará las inversiones públicas para asegurar un crecimiento económico de 4,5% en 2012, dijo el martes el ministro de Hacienda, Guido Mantega.

Precisó que el Programa de Aceleración del Crecimiento (PAC), que contempla obras de infraestructura en todo el país, y la iniciativa de vivienda popular Mi Casa, Mi Vida, que pretende construir dos millones de casas hasta 2014, serán ampliados para asegurar el incremento en las inversiones.

"Un crecimiento económico de 4,5% depende de un gran esfuerzo de inversión. Vamos a dinamizar la inversión hasta 2014, nuestro desafío es remar contra corriente", declaró Mantega a periodistas en una referencia a la crisis internacional que tiene estancadas a las economías de los países industrializados.

El ministro comentó a periodistas, tras participar en una reunión con la presidenta Dilma Rousseff y otros miembros del gabinete de gobierno, que habrá mayores inversiones en programas sociales como Brasil sin Miseria, que pretende sacar a 16 millones de personas de la pobreza extrema, mientras que la inversión en educación crecerá 20% desde 2011.

"El gobierno tiene un volumen de proyectos que nos permitirá aumentar la inversión este año, esperamos que la inversión crezca más de 10% (desde el año pasado) para llegar a una proporción de más de 20% del PIB (producto interno bruto)", declaró el ministro.

La previsión oficial de expansión del PIB para 2012 es más optimista que la de los mercados, que pronosticaron un crecimiento de 3,3% en el informe semanal Focus del Banco Central, basado en las perspectivas de agentes económicos privados.

Según Mantega, la economía brasileña crecerá a un ritmo más acelerado a partir de 2013, cuando debe alcanzar una expansión de 5,5% del PIB, y de 6% en 2014, cuando se espera que los países de Europa y Estados Unidos comiencen a dejar atrás los efectos de la actual crisis financiera.

Consideró que en 2012 persistirán los efectos de la crisis en los países industrializados, que mantendrán niveles reducidos de actividad económica.

"Mientras el mundo entero está desacelerando, incluso países emergentes como China e India, Brasil tendrá un crecimiento mayor que en 2011", vaticinó Mantega.

El ministro indicó que el gobierno deberá equilibrar este año el aumento en las inversiones con una política de prudencia fiscal, que lo llevará a reducir gastos en otras áreas, por lo cual llamó al Congreso a evitar aprobar proyectos que puedan provocar un desequilibrio en las cuentas públicas.

La economía brasileña creció 7,5% en 2010 aunque para 2011 se calcula que la expansión habría caído a entre 3% y 3,5%.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes