Centroamericanos enfrentan alzas en precio del combustible

SAN SALVADOR (AFP). Los países centroamericanos comenzaron a sentir esta semana un fuerte impacto por el alto precio internacional del petróleo, que elevó el precio interno de las gasolinas a niveles exorbitantes, estimulando presiones inflacionarias.

El precio del galón (3,8 litros) de gasolina superior bordeaba este martes los 5 dólares en el istmo, superando en algunos países el nivel de 2008, cuando se desató la crisis económica y se disparó el precio del crudo.

Las alzas han provocado incrementos en tarifas del transporte público y han estimulado algunas protestas en una región donde casi la mitad de sus 40 millones de habitantes vive en la pobreza.

"Hoy estamos frente a una situación más complicada que en 2008, porque tenemos un alza sostenida en los precios del petróleo y no se ven signos que adviertan que los precios van a bajar", dijo el presidente de la Asociación de Distribuidores de Petróleo de El Salvador, Julio Villagrán, a la AFP.

Los precios de combustibles subieron este martes en Honduras y Guatemala. Mientras, el ente regulador de los servicios públicos de Costa Rica autorizó un incremento de 3,35% en las tarifas de los taxis.

La semana pasada otro incremento del combustible en Guatemala provocó un aumento de tarifas de los autobuses, lo que indujo a miles de usuarios a protestar bloqueando caminos.

"No podemos operar con pérdidas, por lo que si suben los combustibles nosotros tenemos que ajustar el precio del pasaje", justificó el dirigente de los transportistas, Gamalial Chin.

El galón de gasolina superior (95 octanos) se vendía este martes a 5,41 dólares en Nicaragua, 5,17 en Costa Rica, 4,93 en El Salvador, 4,89 en Honduras, 4,73 en Guatemala y 4,50 en Panamá.El de gasolina regular (91 octanos) se vendía a 5,04 dólares en Costa Rica, 5,00 en Nicaragua, 4,64 en Guatemala y El Salvador, 4,56 en Honduras y 4,30 en Panamá.

Por su parte, el galón de diesel (gasoil) se vendía en 4,67 dólares en Costa Rica, 4,60 en Nicaragua, 4,40 en El Salvador, 4,31 en Guatemala, 4,30 en Honduras y 3,81 en Panamá.

Los países centroamericanos son importadores de petróleo y derivados, rubro que tiene gran impacto en la balanza comercial de esta región con déficit comercial endémico. Además, los combustibles están gravados con diversos impuestos que los encarecen.

En Panamá el precio del combustible es el más bajo del área, pero ha alcanzado niveles nunca vistos. Esto llevó el lunes al presidente Ricardo Martinelli a dialogar con la oposición y la cúpula empresarial ante el riesgo de una escalada inflacionaria en un país con economía dolarizada.Por ahora, Martinelli decidió congelar el precio por 90 días.

Las presiones inflacionarias no sólo se han sentido en Panamá (2% en el primer trimestre, frente a 3,5% en todo 2010), sino en Guatemala (2,52% en el primer trimestre, casi la mitad que el total del año pasado).

El crudo ha alcanzado este mes sus precios más altos desde septiembre de 2008. Este martes se cotizaba a 112,21 dólares el barril en Nueva York y a 124,14 dólares en Londres.

Estos niveles son atribuidos en parte a la rebelión armada en Libia y las tensiones en otros países exportadores, aunque Villagrán afirma que "el problema de fondo es que los países productores se han puesto de acuerdo para mantener una ajustada producción" que mantenga los precios altos.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes