China muestra su descontento por las medidas antidumping de CE contra acero

China se mostró hoy "muy descontenta" con la decisión de la Comisión Europea (CE) de imponer definitivamente medidas antidumping contra el acero anticorrosivo chino, obligando al país asiático a pagar derechos antidumping de entre el 17,2 % y el 27,9 % en los próximos 5 años.

La CE anunció hoy estas medidas después constatar que los productores chinos estaban vendiéndolo a un precio inusualmente bajo en el mercado comunitario, lo que ya llevó a aplicar provisionalmente acciones en agosto.

"La Unión Europea (UE) todavía utiliza datos de Brasil para calcular los precios y costes de las compañías de acero chinas y así aumentar de formar artificial sus márgenes de dumping", dijo hoy Wang Hejun, responsable de remedios comerciales del Ministerio de Comercio de China en rueda de prensa en Pekín.

Wang afirmó que la UE debe cumplir con el protocolo de la Organización Mundial de Comercio (OMC) y "tratar a las firmas chinas de forma justa en sus investigaciones comerciales".

Subrayó que China tiene intención de mejorar la comunicación y el diálogo con la UE para resolver las cuestiones vinculados al sector del acero e insistió en que "las medidas comerciales apresuradas no ayudarán a resolver el problema".

Las nuevas medidas de la CE implican que en los próximos cinco años los productores chinos tendrán que pagar unos derechos antidumping de entre el 17,2 % y el 27,9 % para "reducir la presión sobre la industria siderúrgica europea ante unos precios inusualmente bajos".

El acero anticorrosivo se emplea mayoritariamente como revestimiento en la industria de la construcción, así como en la fabricación de aparatos domésticos o tubos soldados pequeños.

El mercado de este tipo de acero en la Unión Europea es de alrededor de 4.600 millones de euros y la CE estima que aproximadamente el 20 % proviene de China.

Con el anuncio de hoy son 53 las medidas antidumping que la CE ha puesto en marcha para proteger la industria siderúrgica europea, de las cuales 27 le han sido impuestas a productos provenientes de China.

El Gobierno chino, por su parte, ha iniciado una ambiciosa campaña para reducir la capacidad de producción de acero del país y anunció este miércoles que va a trabajar para recortarla hasta los 150 millones de toneladas este año, lo que supondría adelantar dos años el reto que se había marcado para 2020.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes