Colapso de CIT podría repercutir en ventas minoritarias

NUEVA YORK (AP). El posible colapso de un prestamista clave está causando pánico en la industria de venta minoristas, amenazando con suspender entregas de ropa en el regreso a clases y de otras mercancías y alterando además los pedidos de la temporada de vacaciones.

Una declaración de bancarrota de CIT Group causaría más problemas a una industria que ya ha sido golpeada por la peor caída en el gasto en décadas.

El efecto dominó podría ser tan simple como que un fabricante de cremalleras no pueda depender de CIT para realizar pagos adelantados por pedidos. Ello dañaría a las compañías de transporte de carga que transportarían las cremalleras y a las fábricas en el extranjero que las necesitan para hacer vestidos. El resultado sería montañas de vestidos sin cremalleras en las fábricas, pilas de artículos varados en muelles y productos que no llegan a los anaqueles de las tiendas.

"CIT es como un pulpo con tentáculos que alcanzan a muchas industrias y subindustrias", dijo Jeffrey Knopman, un director de Profit Solutions Group, que ayuda a proveedores a recuperar pagos de comerciantes.

Un negocio primario de CIT es la financiación a plazo corto, mayormente a negocios pequeños y medianos que no pueden permitirse esperar los 60 a 90 días que les toma recibir el pago de los embarques realizados a vendedores minoristas.

Este negocio, conocido como "factorizar", también garantiza que los proveedores reciban su pago de los comerciantes. Sin esa garantía, los proveedores tendrían que embarcar artículos a su propio riesgo.

Al surgir amenazadoramente la probabilidad de que CIT se declare en bancarrota, grupos de la industria comercial incrementaron su presión a legisladores para que eviten el colapso de CIT, el cual, señalan, pondrían en riesgo a sus miembros de negocios pequeños y descarrilaría la ya frágil economía.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes