Economía de Japón se contrae por tercer trimestre seguido

TOKIO ( AP). La economía de Japón se contrajo por tercer trimestre consecutivo mientras el gasto del consumidor y la producción de las fábricas siguió sufriendo las consecuencias del sismo y maremoto de marzo, informó el lunes el gobierno.

El producto interno bruto (PIB), que mide el valor de todos los bienes y servicios producidos internamente, se contrajo a una tasa anualizada de 1,3% en el trimestre abril-junio, informó la oficina del gabinete.

Las cifras dan un poco de optimismo debido a que se esperaba una contracción mucho mayor. Un sondeo de la agencia de noticias Kyodo News entre analistas preveía que la economía se encogería 2,6%.

El terremoto y maremoto del 11 de marzo mató a miles de personas y arrasó con extensas partes de la costa norte de Japón. Los desastres dañaron muchas fábricas en la región, causando severo desabasto de partes y componentes para las manufactureras de todo el país, incluyendo las automotrices.

El maremoto provocó daños a una planta nuclear y causó extensos apagones, en especial en la región de Tokio, agregando dolores de cabeza a empresas y hogares.

La oficina del gabinete informó que el PIB bajó 0,3% en el trimestre. El gasto de consumidor, que representa casi 60% de la economía, descendió 0,1%. La inversión de capital de las empresas subió 0,2% respecto del periodo anterior.

Las cifras muestran que la economía del país se desplomó en varias áreas y aún requiere atención, dijo Yoshihiko Noda, ministro de Finanzas.

" Debemos conducir la economía cuidadosamente porque todavía enfrentamos riesgos de un declive, entre ellos el problema del incremento del yen", dijo Noda durante una conferencia de prensa.

La economía japonesa estaba en mal momento incluso antes del desastre. El año pasado el país fue reemplazado por China como la segunda economía del mundo. Además, ha enfrentado serios problemas que incluyen años de inflación, rápido envejecimiento y reducción en la población, así como una deuda pública que crece muy rápido.

Las empresas niponas han comenzado a depender cada vez más de los mercados extranjeros para impulsar el crecimiento y compensar la demanda local. Pero las exportaciones cayeron 5,9% en el último trimestre, la caída más aguda en más de dos años, debido a un yen fuerte, la desaceleración de las economías extranjeras y una caída en la producción industrial nacional.

Un yen fuerte es doloroso para Japón porque reduce el valor de los ingresos extranjeros para los exportadores, como los fabricantes de electrónicos y automóviles, y vuelve a los bienes japoneses más caros en los mercados extranjeros.

El dólar se cotizó en un mínimo de 76,25 yuanes en los días posteriores al maremoto y tsunami del 11 de marzo, un récord desde la Segunda Guerra Mundial.

Kaoru Yosano, ministro de Economía, se mostró más optimista sobre el aumento en las cifras trimestrales al decir que éstas reflejan las mejorías graduales en la confianza del consumidor y en la producción industrial mientras se recupera la provisión de piezas. Agregó que se espera que el aumento de las inversiones en obra pública para los proyectos de reconstrucción también ofrezca mayor apoyo a la economía.

" Esperamos que la economía logre un crecimiento relativamente alto en la segunda mitad del año fiscal", dijo Yosano a los reporteros.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes