Ecuador: tensión con empresas petroleras

QUITO (AP). Si las empresas petroleras no acepten un centro de mediación latinoamericano para resolver disputa con el estado ecuatoriano, podría abrirse paso a la terminación de los contratos "por mutuo acuerdo", dijo hoy miércoles, el ministro de Minas y Petróleos, Galo Chiriboga.

En declaraciones a la red de televisión Teleamazonas, señaló que las empresas transnacionales que laboran en Ecuador insisten en que las divergencias tengan como organismo mediador al Centro Internacional de Arreglo de Diferencias (CIADI), organismo adscrito al Banco Mundial, mientras que este país no admite esa posibilidad.

"En eso no vamos a ceder, esas disputas deben tener una sede latinoamericana que puede ser Chile. Es un tema de soberanía donde el Estado no va a ceder, entonces ahí sí vamos a tener problemas", advirtió.

Afirmó que una sede de arbitraje "en Santiago de Chile es una garantía para inversionistas y para el Estado".

Añadió que Ecuador no está dispuesto a someterse al CIADI, porque hay desconfianza en su imparcialidad y en caso de que las empresas no acepten esta postura "prepararemos un camino para terminar los contratos de mutuo acuerdo", dijo.

Destacó que el proceso de renegociación atraviesa ciertas dificultades porque dentro del proceso de renegociación las filiales de Ecuador no pueden tomar decisiones sin antes consultar con sus sedes en el exterior y hasta el momento no se pueden llegar a acuerdos con las petroleras consideradas grandes como es el caso de Petrobras y Repsol.

Ecuador y media docena de empresas petroleras se encuentran renegociando los contratos que los vinculan al estado desde el actual acuerdo de participación, en que la empresa recibe petróleo como parte de pago, hasta un contrato de prestación de servicios, en que el estado les paga con dinero por el trabajo realizado.

En el país operan las compañías Burlington Resources, estadounidense; la francesa Perenco, la española Repsol-YPF, la brasileña Petrobras, la china Andes Petroleum, entre otras.

El petróleo representa alrededor del 55% del total de las exportaciones de este país, quinto entre los productores de crudo sudamericanos, y su venta financia el 30% del presupuesto fiscal.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes